Política y Sociedad Se retrasa de nuevo hasta el próximo Consejo Interterritorial, aún sin fecha

Cancelada la primera Conferencia Enfermera tras el plantón de 12 consejeros de Sanidad

La ausencia de 12 consejeros de Sanidad ha llevado al Consejo General de Enfermería y al Sindicato de la profesión (SATSE) a solicitar la no celebración de la que iba a ser la primera Conferencia Enfermera, que ya había sido retrasada, y que ambas organizaciones llevan esperando desde julio de 2013, cuando el Ministerio de Sanidad se comprometió a ello.

Sólo cuatro titulares de cartera sanitaria de los Ejecutivos regionales acudieron a la cita a la hora convocada por el Departamento gubernamental liderado por Dolors Montserrat: el de la Comunidad Foral de Navarra; Fernando Domínguez; la de La Rioja, María Martín; el de la Región de Murcia, Manuel Villegas; y el de Castilla y León, Antonio María Sáez Aguado. Un total de 50 minutos después del comienzo de la reunión, acudió el consejero de Sanidad de la Administración de la Comunidad de Madrid, Enrique Ruiz Escudero, hasta entonces representado por su viceconsejero, Manuel Molina.

Otras comunidades autónomas optaron por enviar representantes de sus servicios de salud en lugar de a sus máximos dirigentes sanitarios. Estos fueron los casos, por ejemplo, de Castilla-La Mancha, con el director general de Recursos Humanos del Servicio de Salud de la comunidad (SESCAM), Íñigo Cortázar, y de Galicia, con el gerente del Servicio Gallego de Salud (SERGAS), Antonio Fernández Campa.

Precisamente, Galicia excusó la ausencia del consejero Jesús Vázquez Almuiña por la presentación de la Ley Gallega de Salud, mientras que el País Vasco argumentó la celebración de su Consejo de Gobierno para que Jon Darpón no acudiera. Por otro lado, las consejeras, tanto de Ceuta como de Melilla, Adela María Nieto y María de la Paz Velázquez, respectivamente, no pudieron estar presentes en la primera Conferencia Enfermera debido a “problemas metereológicos”. Mientras, la Comunidad Valenciana y Canarias no explicaron su ausencia ni enviaron representantes al encuentro.

Ya había sido retrasada

Florentino Pérez Raya

Pese a las excusas y al envío de portavoces de las Consejerías, lo cierto es que el hecho de que sólo cinco consejeros, uno de ellos con retraso, acudieran al llamamiento de Sanidad no sentó bien ni al Consejo General de Enfermería ni a SATSE. Así pues, tras la intervención en la reunión de la ministra de Sanidad y del secretario general del ramo, José Javier Castrodeza, tanto el presidente de la organización colegial, Florentino Pérez Raya, como su homólogo en esta organización sindical, Manuel Cascos, solicitaron que se cancelara la reunión. Una cita que, por otra parte, ya había sido pospuesta el 28 de febrero, al ser el Día de Andalucía y prever la ausencia de la consejera de Sanidad de la Junta de Andalucía, Marina Álvarez.

Según explicó Florentino Pérez Raya, cuando conocieron que, en un principio, sólo tres consejeros iban a acudir a la reunión convocada hace unos 10 días, la idea fue ni siquiera acudir a ella. El mismo planteamiento se dio en SATSE. Sin embargo, fue la propia Dolors Montserrat la que telefoneó a ambos dirigentes y les convenció de, al menos, asistir y una vez allí actuar como consideraran ante la ausencia de los dirigentes sanitarios.

Compromiso con Enfermería

“Esta ministra tiene un compromiso firme con la profesión de Enfermería, con el Sindicato de Enfermería. Es una gran profesión, necesaria en el Sistema Nacional de Salud (SNS)”, expresó, a la salida del encuentro, Montserrat. “En esta legislatura, nosotros nos comprometimos en el Consejo Interterritorial a avanzar en las mejores de las profesiones sanitarias, en este caso de Enfermería”, prosiguió, a lo que añadió que, de igual manera, se comprometió en 2013 con SATSE y el Consejo General de Enfermería a convocar una “conferencia sectorial monográfica”, que fuera “con todos los consejeros”.

También se comprometió la máxima representante sanitaria nacional a lo mismo con los médicos, a quienes convocó para el 11 de abril, una cita a la que cree que, en esta ocasión, sí que acudirán todos los representantes autonómicos. “Hoy, hemos visto que unos cuantos consejeros no han acudido a esta convocatoria”, expuso, tras lo que transmitió la decisión de que esta reunión, que debido a las ausencias no se pudo celebrar, se retrasara hasta el mismo día del próximo Consejo Interterritorial del SNS, para el que todavía no hay fecha aunque, según la ministra, su deseo es celebrarlo antes del 30 de abril.

Falta de respeto

“Los representantes de la profesión de Enfermería se han sentido molestos, así nos lo han trasladado”, expresó Antonio María Sáez Aguado. “Creo que es una falta de respeto de quienes no han querido venir. Algunos consejeros no han podido venir por razones de agenda, pero en cualquier caso serán los que no han querido venir los que tienen que dar explicaciones ante una Conferencia que se había planteado con un trabajo previo de los Colegios de Enfermería y del Sindicato de Enfermería”, criticó, además.

Antonio María Sáez Aguado

La profesión enfermera “requiere bastante más atención de la que algunos le han prestado hoy”, a juicio de Sáez Aguado, que además, cree que “se ha expresado el compromiso” con la Enfermería de quienes sí acudieron a la convocatoria. “Me parece que el funcionamiento de algunos bloques de comunidades autónomas no ayuda para nada al SNS. Los problemas de la Sanidad son importantes y requieren compromiso”, declaró, en una posible referencia a que la ausencia de algunas comunidades se debiera a razones políticas y no a una cuestión de agenda. Es reseñable que de los cinco consejeros que acudieron a la Conferencia, cuatro son del PP.

“No sé exactamente cuál es la finalidad, sé que las consecuencias tienen un cierto menosprecio hacia la propia Conferencia. Esto tiene aire de ser un boicot de un bloque de consejeros o comunidades que no han querido participar”, criticó Sáez Aguado, que no cree que sea “un boicot a la profesión”, porque eso “sería algo indeseable y suicida”.

Cinco años esperando

“Nosotros ya conocíamos la situación que había”, explicó, por su parte, Pérez Raya, quien celebró que, al menos, haya servido para que se asegure la presencia de todos los consejeros convocando la reunión para el mismo día que se celebre el Consejo Interterritorial. “Llevamos cinco años esperando esta reunión y, después de cinco años, se suspende”, relató.

En la reunión, según el presidente del Consejo General de Enfermería, se habló de “tinte político” del “desplante” de algunos consejeros. “Nos ha molestado algo. A nosotros, desde luego, no nos gusta en absoluto que se puede utilizar a nuestra profesión para algo así. Esperemos que no sea eso”, sostuvo. Además, desveló que algún consejero, como es el caso del de Navarra, les reprochó que era una “falta de respeto” no celebrar la reunión después de que se hubieran desplazado hasta Madrid. “Hemos tenido que decir que qué respeto han tenido los consejeros con la profesión enfermera…”, reseñó.

Ajenos a los “juegos políticos”

“Se está incumpliendo el acuerdo. A partir de eso, poco más hay que hablar”, señaló Manuel Cascos, refiriéndose al acuerdo de 2013 para celebrar la Conferencia Enfermera. “No queremos saber nada de política, sólo nos preocupa nuestra profesión. Los juegos políticos que haya, allá cada uno”, aseguró el presidente de SATSE.

Cascos considera acertado que se posponga la cita hasta el Consejo Interterritorial, ya que incluso fue su propuesta. “Nos va a servir para saber dónde está cada uno y para saber si, de verdad, hay un compromiso político real con los profesionales de Enfermería, algo que hoy no hemos evidenciado”, criticó el sindicalista, que cree que es una cuestión de “voluntad política” y “hoy, salvo cinco comunidades, 12 no han venido”, “Por tanto, creo que la voluntad política, en estos momentos, está en cuestión”, concluyó.