El mirador El Mirador

¿Cesárea? Las mujeres de clase alta empiezan a rechazarla en Finlandia y en Noruega

Juan Gervas

 La generalización del recurso a la cesárea es criticada por el autor, que pone de manifiesto cómo no comporta mejora sanitaria y sí problemas de salud

Las clases media-alta y alta provincianas españolas ¿qué aprenden en “El País”? Sobre todo, una prevención sin límites que lleva a la pérdida de la salud

No es raro que, con el “caldo de corrupción español”, el periódico “El País” vaya a lo suyo y promueva prácticas médicas que pertenecen más a la pseudociencia que a la ciencia y que por ello hacen daños sin beneficios (excepto beneficios económicos a los que las promueven). Por ejemplo, chequeos anuales, mamografías (¡a partir de los 40 años!), colposcopias, espirometrías rutinarias, análisis hormonales, revisiones de “la piel y sus manchas”, citologías a partir de los 18 años, revisiones oculares cada año y otras muchas barbaridades que criticó Salvador Casado ante un artículo definido como “infame” por Roberto Sánchez
http://www.doctorcasado.es/2014/11/la-gula-sanitaria.html

En el periódico “El País” se ven reflejadas las clases media-alta y alta provincianas españolas que conviven con los dirigentes políticos que salen en las portadas como “santos”. Es decir, “El País” refleja básicamente las clases burguesas andaluzas, catalanas, gallegas, madrileñas, mallorquinas y valencianas (las que conviven con la corrupción).

 La promoción de la pseudociencia es otra forma de corrupción, un tipo de anuncio en que se vende como reportaje científico lo que ofrecen clínicas y especialistas privados

Los miembros de tales clases sienten que gran parte de los dirigentes políticos son “de los nuestros”. Son políticos seleccionados por los partidos políticos por débiles mentales, ambiciosos, serviles, cínicos, corruptos y desechables mediante los métodos promovidos por la Constitución, la Ley Electoral y la Ley de Partidos Políticos.

Ya digo, el periódico “El País” es el reflejo de las clases media-alta y alta provincianas españolas y en sus anuncios promueve un mundo de lujo sólo realmente accesible a la banda criminal de corruptos atracadores a punta de tarjeta de CajaMadrid-Bankia, por ejemplo. La promoción de la pseudociencia es otra forma de corrupción, un tipo de anuncio en que se vende como reportaje científico lo que ofrecen clínicas y especialistas privados, sobre todo de Barcelona, Madrid y Pamplona. Es toda una industria “de la salud”, que disminuye la salud, pero crea gran satisfacción. Ya se sabe, más satisfacción del paciente, más gasto, más hospitalizaciones y mayor mortalidad
http://archinte.jamanetwork.com/article.aspx?articleid=1108766

Por ejemplo, las mujeres de estas clases media-alta y alta provincianas españolas “adoran” a “Mi ginecólogo” [pronúnciese con untuosidad mantecosa] quien las somete a una estricta disciplina de prácticas sin sentido, desde la citología (ahora, además, con la determinación del virus del papiloma humano) a la mamografía, ecografía ovárica y densitometría, pasando por la vacuna contra el virus del papiloma humano y los “parches para la menopausia”, con daños que no compensan los beneficios. Buen ejemplo es la cesárea innecesaria en España que depende de pertenecer a la clase alta y, sobre todo, de ser atendida en una clínica privada
http://jech.bmj.com/content/63/3/259.abstract

Lo mismo sucede en Australia, donde también ser atendida en una clínica privada es lo que pone a la mujer rica en riesgo de cesárea innecesaria
http://bmjopen.bmj.com/content/3/5/e002789.full

¿Cuál es la tasa de cesáreas necesarias y cómo varía en el mundo? Hasta un 10% puede ser necesaria, pero se da hasta en un 90% en la privada

Se suele decir que la tasa necesaria de cesáreas está entre el 10 y el 15% de los partos, pero sin mucha base empírica. Tal “cifra mágica” salió de una típica reunión de expertos de la Organización Mundial de la Salud (OMS): sin embargo, en este caso acertaron y se ha podido demostrar que cuando se supera el 10% no mejoran los indicadores ni maternales ni neonatales ni infantiles (corrigiendo por el producto interior bruto y por el índice de desarrollo humano)
http://onlinelibrary.wiley.com/doi/10.1111/birt.12104/abstract

Se suele decir que la tasa necesaria de cesáreas está entre el 10 y el 15% de los partos, pero sin mucha base empírica

Esta tasa se sobrepasa en mucho en todos los países “desarrollados”, con cifras que llegan al 30% y más. Por ejemplo, al comparar los países [ricos] de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) se puede demostrar que las cesáreas son un 50% más frecuentes en Italia, Portugal, Australia, Suiza y Alemania que en Finlandia. En Finlandia la tasa está en torno al 17% y en muchos otros países desarrollados por encima del 30%. Además, puede haber hasta seis veces de mayor frecuencia entre regiones del país, como sucede en Italia
http://www.keepeek.com/Digital-Asset-Management/oecd/social-issues-migration-health/geographic-variations-in-health-care_9789264216594-en#page212

Por el contrario, en los países pobres las tasas llegan a estar por debajo del 1%, especialmente entre las mujeres más pobres, lo que implica morbilidad y mortalidad evitable. Se ha demostrado que estas tasas menores del 1% se dan entre el 20% más pobre de 20 países pobres. Y en seis países muy pobres (Burkina-Fasso, Chad, Etiopía, Madagascar, Malí y Níger) las tasas menores del 1% de cesáreas se dan en el 80% de toda la población. En general, hay más cesáreas entre las mujeres ricas de estos países pobres siendo la desigualdad máxima en Bangladesh, donde las mujeres ricas tienen una tasa de cesáreas 123 veces la de las mujeres pobres (pero todavía las ricas no llegan al 5%)
http://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/17071285

En el mundo hay 54 países con tasas globales de cesáreas de menos del 10%, y 69 países con tasas globales de cesáreas de más del 15%
http://www.musaeduca.cl/site/lib/revistas/Abril2012/Inequitiesintheuseofcesareansectiondeliveriesintheworld.pdf

Las diferencias entre las regiones de los países ricos pueden ser especialmente llamativas, como es el caso en el único en que está aumentando la mortalidad materna, Estados Unidos. Se puede demostrar que existen tasas en exceso y tasas en defecto
http://www.plosmedicine.org/article/info:doi/10.1371/journal.pmed.1001745

En España la tasa media es del 25%, pero con grandes diferencias. Así, en Extremadura, en lo público, es del 28% y en el País Vasco, del 13%
http://sociedad.elpais.com/sociedad/2013/03/23/actualidad/1364074110_159621.html
http://www.eldiario.es/sociedad/Sanidad-Espana-cesareas_0_237627037.html

En la práctica privada, por ejemplo en la Comunidad de Valencia llega al máximo el Hospital del Perpetuo Socorro (Alicante) con el 62%; ocupa el segundo lugar el Hospital Medimar Internacional (Alicante), con el 59%
http://www.elpartoesnuestro.es/blog/2014/06/23/de-las-14-maternidades-privadas-de-la-comunidad-valenciana-11-estan-por-encima-del-40-de-cesareas

Siempre hay quien gana a todo, y nada como la tasa del 90% en las clínicas privadas de Brasil
http://www.npr.org/2013/05/12/182915406/c-sections-deliver-cachet-for-wealthy-brazilian-women

En Brasil se llega al extremo de tener que sobornar al ginecólogo-obstetra para evitar la cesárea
http://www.theguardian.com/commentisfree/2014/apr/10/natural-birth-c-section-choice-brazil-forced-pregnancy

¿De qué depende la tasa de cesáreas? De la conveniencia del ginecólogo-obstetra y de la tolerancia de la parturienta y de la sociedad

La cesárea tiene fama de procedimiento seguro, pero es falso. Es un mito que la cesárea innecesaria sea más segura que el parto vaginal. En Canadá, la morbilidad asociada a cesárea, respecto al parto vaginal, multiplica por 5 la parada cardíaca, por 3 la histerectomía, por 3 la fiebre puerperal, y por 2 el tromboembolismo
http://www.cmaj.ca/content/176/4/455.abstract?sid=3ebeb3e8-52c2-40d1-b829-4acadc0c9dbc

Es un mito que la cesárea innecesaria sea más segura que el parto vaginal.

Por ejemplo, cuando la mortalidad materna es de 4 por 100,000 partos (como en España) es relevante la mortalidad por anestesia general (1 por 100.000 pacientes anestesiados).

Las mujeres de Burkina-Fasso, donde la tasa está por debajo de lo necesario, sometidas a cesárea se quejan de la escasa información que reciben, tanto sobre el procedimiento en sí y de su necesidad como acerca del seguimiento y de cuestiones prácticas tipo higiene y reinicio de la vida sexual; también se quejan de percibirse como “malas madres incapaces de parir naturalmente”, del miedo a tener ya todos los siguientes partos por cesárea y del coste asociado
http://www.dovepress.com/articles.php?article_id=16667

En Estados Unidos, donde la tasa está por encima de lo necesario, como en casi todos los países desarrollados, las razones son 1/ bajo apoyo a la mujer en el embarazo y en el parto para que sea vaginal y “natural” (con el mínimo de intervenciones y lejos del hospital y de un ambiente medicalizado), 2/ efecto “colateral” de intervenciones innecesarias como la monitorización continua cardíaca fetal, 3/ desconocimiento y desprecio a los efectos adversos a corto y largo plazo de las cesáreas, 4/ tolerancia social al exceso (“hacer de más”) en todo lo médico, 5/ escaso interés profesional en el parto vaginal, menos “controlable” en presentación y evolución, 6/ “estilos de práctica” de ginecólogos-obstetras y hospitales que imponen de rutina la cesárea como si fuera “lo normal” y 7/ incentivos monetarios que fomentan la cesárea
http://www.childbirthconnection.org/article.asp?ck=10456

¿Qué está pasando en Finlandia y en Noruega con las cesáreas innecesarias? Que las rechazan las mujeres con estudios universitarios y las de clase alta

El tabaquismo es ya un problema de mujeres pobres y analfabetas en el mundo desarrollado. Los universitarios y los ricos dejaron de fumar hace mucho tiempo. Por ello el tabaco ha perdido el prestigio social que bien se reflejaba en las películas de Hollywood de los años cincuenta del pasado siglo.

Ahora le toca a la cesáreas innecesarias, como demuestran los ejemplos de Finlandia y Noruega, donde este encarnizamiento terapéutico los sufren las mujeres pobres a manos de ginecólogos-obstetras.

Así, en Finlandia las cesáreas son para las pobres tanto las planeadas como las urgentes pues son más frecuentes en primíparas y multíparas pobres comparadas con ricas (9% y 17% más).
http://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC3999387/

Lo mismo sucede en Noruega donde también la cesárea es cosa de mujeres pobres, incluso con bajo riesgo obstétrico, y la tendencia se ha ido incrementando con el paso de los años
http://onlinelibrary.wiley.com/doi/10.1080/00016340701417422/abstract

Ya digo, la “moda de las cesáreas” se va a quedar entre las pobres, como el tabaquismo. También entre las mujeres de clases media-alta y alta provincianas españolas, esas que hablan de “Mi ginecólogo” [pronúnciese con untuosidad mantecosa].

¡Pobres mujeres embarazadas y parturientas!

Juan Gérvas

Médico general jubilado, Equipo CESCA (Madrid, España). jjgervas@gmail.com; mpf1945@gmail.com; www.equipocesca.org; @JuanGrvas

4 Comentarios

  1. Pere Casals says:

    gracias por su valentia en hablar claro. Es un referente que admiro desde hace años!!

  2. Fátima Aburto Baselga says:

    Hola, soy neonatóloga y totalmente de acuerdo contigo! También los bebés sufren más en las cesáreas y tienen consecuencias a largo plazo. Pero…los ginecólogos están asustados por el alto indice de demandas cuando algo va mal. Y rara vez ocurre eso cuando se ha hecho cesárea y por tanto “todo lo posible”. Hablo de un centro público claro. Por supuesto las connotaciones de negocio y subcultura son evidentes pero también el machismo. Las mujeres somos un negocio redondo!

  3. Juan Gérvas says:

    -gracias por los comentarios, Pere Casals y Fátima Aburto Baselga
    -efectivamente, los efectos adversos de las cesáreas afectan a los recién nacidos
    -la cesarea innecesaria es parte de la medicina defensiva que es realemnte “medicina ofensiva”
    -en fin
    -un saludo
    -juan gérvas

  4. veriozka says:

    exelente! yo también elegi parto natural, Dios mediante mi parto fue en casa con una profesional mi bebe de 4kg todo bien, con ese peso en el hospital donde me controlaba fijo q me mandaban a quirófano como a mi hermana. En los hospitales a las mujeres q no conocen les lavan el cerebro

Deja un comentario