Política y Sociedad El SERGAS alega que sólo aplica la normativa básica estatal

Médicos e IDIS, contra el sistema de incompatibilidad gallego entre Sanidad Pública y Privada

La compatibilidad de la actividad profesional pública y privada en la Sanidad de Galicia está siendo motivo de polémica en las últimas fechas, ya que diversos agentes se han mostrado en contra de esta medida de la Xunta gallega, como es el caso del Foro de la Profesión Médica (FPME) y del Instituto para el Desarrollo e Integración de la Sanidad (IDIS).

idisEsta última entidad muestra al respecto “su preocupación por este tipo de iniciativas que generan incertidumbre y que, de consolidarse afectarían al desarrollo profesional y al propio funcionamiento del sistema sanitario”. Ante ello, IDIS ofrece “apoyo y colaboración para el diseño de estrategias encaminadas a seguir disfrutando de un sistema sanitario de referencia que tenga al paciente y a los profesionales sanitarios como objetivo final de todos sus esfuerzos”.

Así, ante la medida del Servicio Gallego de Salud (SERGAS), órgano de la Consejería de Sanidad del Gobierno de esta comunidad autónoma, que alegó a Acta Sanitaria que “no está más que aplicando la normativa básica estatal en materia de incompatibilidades”, el IDIS, entidad que agrupa a instituciones y organizaciones en defensa y promoción de la Sanidad privada, recuerda que, “en Galicia, el sector sanitario privado cuenta con el 63 por ciento del total de centros hospitalarios existentes y el 24 por ciento del total de camas”.

“La Sanidad privada de esta comunidad llevó a cabo en 2013 el 27,3 por ciento de los actos quirúrgicos, el 20,5 por ciento de las altas y el 21,1 por ciento de las urgencias”, continúa el Instituto, que añade que “esta práctica podría comprometer por un lado, al desarrollo profesional de los propios médicos de Galicia y, por otro, afectar al propio sistema sanitario de la comunidad autónoma reduciéndose la oferta en ambos segmentos de provisión”. “En Galicia, el sector de la Sanidad privada emplea a más de 3.000 médicos”, insiste.

A juicio del IDIS, “sólo con la optimización de todos los recursos sanitarios, públicos y privados y con la aplicación de los máximos criterios de calidad”, será como se alcanzarán los mayores estándares asistenciales para la población, se conseguirá reducir las listas de espera, se aligerará la creciente presión asistencial de los centros públicos y se dotará de la necesaria y máxima accesibilidad posible al propio sistema.

“Desde la Fundación IDIS pensamos que no debe preocuparnos quién realice la provisión de servicios, sino que los mismos sean de la máxima calidad y los resultados de salud estén al nivel que se merecen nuestros pacientes, condiciones que cumplen día a día los centros asistenciales y los profesionales en todo el territorio nacional”, explica.

La Xunta afirma que no se compromete el desarrollo profesional

image__sergas_Galicia_1137855641417949619Pese a lo expuesto por esta entidad, el Ejecutivo gallego insistió en que “no se ha adoptado, por tanto, ninguna medida en el SERGAS que comprometa el desarrollo profesional del médico”. Además, rechazó “criterios más estrictos que los que derivan de la legislación vigente y de la jurisprudencia en la materia”.

Sin embargo, en el propio Colegio Oficial de Médicos de La Coruña (COMC) también se sienten “preocupados” en relación con este asunto, tal y como expresaron a Acta Sanitaria. De hecho, aseguraron que son conocedores de esta situación al haber tenido constancia de denuncias al respecto “por parte de colegiados e incluso por parte de hospitales privados”.

comcEsta institución colegial sanitaria de ámbito provincial reconoció estar manteniendo “contactos” con la Consejería de Hacienda de la Administración autonómica para abordar la coyuntura en cuestión, y subrayó la “doble vertiente” de la misma, “en defensa de los intereses, lógicamente, de los médicos, pero también de los ciudadanos”.

El Foro de la Profesión Médica califica la medida de “disparate”

Por último, el FPME, a través de su presidente, el doctor Juan José Rodíguez Sendín, expresó que esta medida “es otro disparate y otra huida hacia adelante”. “Supongo que la Xunta se lo habrá pensado, porque está haciendo amigos”, manifestó el también máximo representante de la Organización Médica Colegial (OMC), que añadió que es “legítimo” el hecho de buscar más salidas profesionales.

Juan José Rodíguez Sendín y Francisco Miralles

Juan José Rodíguez Sendín y Francisco Miralles

“Se confunde un poco la compatibilidad y la exclusividad; en Galicia lo han confundido todavía más”, manifestó, por su parte, el portavoz del Foro, el doctor Francisco Miralles, que sostuvo que “hay una ley de incompatibilidades que hay que cumplir”. “Por tanto, si quieres compatibilizar tu trabajo público con el privado, solicitas tu compatibilidad, se te concede y no hay ningún problema”, zanjó.

Según el también secretario general de la Confederación Estatal de Sindicatos Médicos (CESM), con la medida gallega, el objetivo es hacer al profesional “exclusivo”, ante lo que subrayó que “está abolido eso de la exclusividad y la esclavitud”. “No entendemos de ninguna manera esta posición que se está tomando y como se está persiguiendo a gente que cumple con la legalidad”, manifestó Miralles, que concluyó alertando de que “parece que algún sitio más se está planteando extender esta situación”.

2 Comentarios

  1. En Andalucía la padecemos desde hace años y aunque los colegios dicen mucho , la realidad es que nadie se preocupa de verdad por los honorarios del profesional, A IGUAL TRABAJO IGUAL SALARIO .
    El complemento de dedicación exclusiva nos hace más pobres a los médicos , hace menos,productiva nuestro trabajo con la sociedad , pues ¿ cuántos médicos se dedican a ambas si el comenzar , exclusividad + autónomo + GESTORIA + gastos de clínica etc….. . . ? Y esto incrementa la s listas de espera de la pública , de la privada y empeora nuestra sanidad .

  2. Hixinio Beiras Cal says:

    no entiendo bien la noticia porque no consigo a través de la misma saber cuáles son las medidas que pretende aplicar la Xunta de Galicia pues sólo se reseñan las acciones que provocan entre los colectivos profesionales