Política y Sociedad Resultados del 'Barómetro Sanitario 2015'

Un tercio de la población española considera que el SNS necesita cambios fundamentales

— Madrid 12 May, 2016 - 2:05 pm

El Ministerio de Sanidad ha hecho públicos los resultados del ‘Barómetro Sanitario 2015‘, realizado en colaboración con el Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS), los cuales arrojan el dato de que un tercio de la población española considera que el Sistema Nacional de Salud (SNS) necesita cambios fundamentales, concretamente un 35,2 por ciento de la misma.

22 Ministerio de Sanidad im-1Según muestra el estudio, el 63,7 por ciento de los encuestados manifiesta que éste “funciona bien o bastante bien aunque necesite algunos cambios”. De cualquier forma, señala el Barómetro que los usuarios “mantienen su valoración positiva de la atención recibida en los centros sanitarios”.

“Las personas que acudieron a los centros de Atención Primaria del SNS manifiestan, en un 86,3 por ciento de los casos, una valoración muy positiva de la atención recibida”, continúa la parcela sanitaria del Ejecutivo, que añade que las expectativas previas sobre la Medicina de Familia “son, además, altas, ya que 7 de cada 10 personas manifiestan que la atención recibida fue más o menos igual a como esperaban que fuera”.

Según los resultados presentados, el 82,2 por ciento de los pacientes manifiesta que la atención prestada en las consultas especializadas “fue buena o muy buena”. “El 88,3 por ciento de los pacientes ingresados en los hospitales del SNS evalúan positivamente la atención sanitaria recibida y un 37 por ciento de los pacientes se encontraron con una atención mejor que la esperada, frente a un 6,5 por ciento que considera que fue peor de lo que esperaba”, informa el Ministerio de Sanidad.

“El 80,5 por ciento de las personas que utilizaron los diferentes dispositivos y servicios de urgencias del SNS consideraron que recibieron una buena atención”, prosigue la parcela sanitaria del Ejecutivo, que añade que “en una escala de puntuación de 1 a 10, la satisfacción general de la ciudadanía con el sistema sanitario público se sitúa en 6,38 puntos”.

Preferencia por los centros públicos

En cuanto a la elección entre centros públicos y privados, la cartera sanitaria del Gobierno explica que “la mayoría de las personas se manifiestan partidarias del uso del sistema sanitario público frente al privado”. “La preferencia por centros sanitarios públicos se justifica por la tecnología y los medios de los que disponen los centros y por la capacitación de sus profesionales médicos y de enfermería”, complementa.

“En las consultas de Atención Primaria son muy apreciados aspectos como la confianza y seguridad que transmite el médico (7,67 puntos sobre 10), el trato recibido del personal sanitario (7,59) y la información recibida sobre el problema de salud (7,5)”, declara la Administración, que informa de que “en la opinión sobre el funcionamiento de los hospitales destacan el equipamiento y medios tecnológicos que ofrecen (7,71), y los cuidados y atención del personal de enfermería (7,40)”.

Aspectos a mejorar

En este contexto, el Ministerio sostiene, no obstante, que “entre los aspectos claramente susceptibles de mejora se identifican, fundamentalmente, los relacionados con los tiempos de acceso a los servicios”. “La obtención de cita el mismo día que se solicita, si así se desea, en Atención Primaria, las demoras para las consultas de atención especializada y para la hospitalización programada y los tiempos de permanencia en sala de espera para entrar en consulta”, concreta.

Por último, respecto a la valoración del nuevo sistema de aportación a la prestación farmacéutica a través de receta, el Gobierno indica que “la mayoría (65,8%) piensa que se deberían contemplar más tramos para que las contribuciones del paciente al pago de los medicamentos sean más acordes con el nivel de renta”.

 

 

 

2 Comentarios

  1. Los pacientes esperan del SNS, el mejor tratamiento, junto a un delicado/educado/profesionalizado trato.. y aflora un estimable porcentaje (>7%)que así lo ha percibido. Con la implantación de programas eficaces de humanización(incluida la información), seguro que estas cifras tenderán a subir.
    ¡No está mal!
    T+T+T+T (Trato y Tratamiento con Talante y Talento)

  2. El drama radica en que: si no se racionaliza la gran demanda de prestación sanitaria, no aumenta la autorresponsabilidad de cada uno de los ciudadanos, ni su autocuidado. Si, además, persiste la fascinación tecnológica y la desmesurada exigencia de reparación/curación absoluta (la enfermedad es tan natural como la vida), el total rechazo al deterioro (propio o del familiar) y la imposibilidad de contribuir con más tributos… o desarrollamos un curso ultrarrápido de educación sanitario, o aparece petroleo, o surge un auténtico mago de las finanzas, o nos quedamos sin la “joya de la corona”
    ¡Tan grave y real como lamentable!