Política y Sociedad Reclama explicaciones sobre la inversión de 140 millones en infraestructuras sanitarias

UGT denuncia nuevas inundaciones en hospitales y centros de salud madrileños

— Madrid 22 Oct, 2018 - 4:11 pm

La Federación de Empleados de los Servicios Públicos de la delegación madrileña del sindicato Unión General de Trabajadores (FeSP de UGT-Madrid) ha denunciado nuevas inundaciones, entre otros, en cuatro quirófanos del Hospital Infantil de la Paz de la capital, obligados a cerrar durante una semana; la rotura de una tubería en la planta 11 del Hospital Universitario Ramón y Cajal de Madrid; y el desplome del techo del centro de salud Isabel II de Parla.

Dadas estas circunstancias, dicha organización sindical pidió explicaciones sobre dónde se invirtieron los “140 millones de euros destinados a infraestructuras sanitarias” que, en diciembre de 2017, el consejero de Sanidad del Gobierno de la Comunidad de Madrid, Enrique Ruiz Escudero, anunció como “protagonista indiscutible”.

La FeSP de UGT-Madrid lamenta que “sucesos como la caída de techos y las inundaciones están de lamentable actualidad y siguen poniendo de manifiesto la carencia de inversión y la insuficiencia de los créditos y recursos destinados al mantenimiento de las instalaciones, que unidos con la continua externalización de servicios de la Administración ahogan al Servicio Madrileño de Salud (SERMAS)”.

Actuación posterior al siniestro

Asimismo, este sindicato considera “inaceptable que solo exista una actuación posterior al siniestro” y exige “la puesta en marcha de un plan de prevención, tanto de riesgos laborales, como de infraestructuras y modernización de los centros e instituciones sanitarias del SERMAS, que mediante la acción preventiva dotada presupuestariamente de los recursos necesarios, se anticipe a cualquier riesgo y dote al conjunto de los recursos destinados a la actividad asistencial sanitaria del mejor estado de salud”.

En cuanto al Plan Director de Riesgos Laborales, la FeSP de UGT-Madrid pone de manifiesto que “tiene la obligación de ser una herramienta útil y potente para la erradicación de cualquier riesgo para los trabajadores”.