La Fundación IDIS pone el foco en la relevancia de la ciberseguridad en Sanidad

durante la celebración de su Comité de Innovación

Guardar

image
image
La Fundación IDIS, entidad nacional que agrupa a instituciones y organizaciones en defensa y promoción de la Sanidad Privada, ha puesto el foco en la relevancia de la ciberseguridad en Sanidad, durante la celebración de su Comité de Innovación, donde se destacó que las cifras de ciberataques se multiplicaron en los últimos años.

De hecho, a modo de ejemplo, se puede destacar que cada cinco segundos se produce una infección por software malicioso, que los ataques informáticos suponen un coste de 330.000 millones de euros y que un 55 por ciento de las empresas a nivel mundial experimentaron un ataque cibernético con éxito el año pasado para estafar y obtener información confidencial de forma fraudulenta.

El secretario general y la directora general de la Fundación IDIS, Ángel de Benito y Marta Villanueva, reconocieron que los datos son "el gran tesoro de las organizaciones" y cada vez están más expuestos a sufrir ataques de seguridad. De ahí, subrayaron "la relevancia de tomar las precauciones necesarias para evitar ciberataques o intrusiones informáticas que pongan en riesgo los datos y la privacidad de un sector tan sensible como es el sanitario".
Datos protegidos
"Los datos de salud deben estar protegidos. Por ese motivo, es necesario que las organizaciones sanitarias dispongan de los recursos necesarios para poder evitar este tipo de brechas de seguridad y proteger la información relacionada con los pacientes, centros, etcétera", señaló la directora general de la Industria de Accenture, Luisa Bautista Gómez, en su participación en la sesión 'ADN de la Ciberseguridad: un cromosoma imprescindible en la atención digital', celebrada en el marco del último Comité de Innovación de la Fundación IDIS.

Para José Ignacio Giménez, que es el responsable de Ciberseguridad Sanidad Iberia de Accenture, "es clave la clasificación y protección de datos de empleados o pacientes para poner en marcha las medidas oportunas en materia de custodia y evitar fugas de información, así como contar con capacidades de seguridad adecuadas que permitan identificar y detectar a tiempo las amenazas".