Fenin reivindica el papel del diagnóstico in vitro en el desarrollo de la Medicina Personalizada

coincidiendo con el XV Congreso Nacional del Laboratorio Clínico

Guardar

image
image
La Federación Española de Empresas de Tecnología Sanitaria (Fenin) ha destacado que "la evolución de la Medicina solo es posible gracias a los avances en el laboratorio clínico, cuyo papel es esencial en la prevención, diagnóstico y seguimiento de enfermedades".

De esta manera lo puso en valor esta organización, al igual que la aportación del Diagnóstico in Vitro (DIV), en un nuevo vídeo de la campaña #TecnologíaparaVivir, coincidiendo con el XV Congreso Nacional del Laboratorio Clínico, que se celebra hasta este sábado, 13 de noviembre.
Vídeo
"El laboratorio clínico ha pasado de ser un mero acompañante en el proceso de atención al paciente a ser un verdadero actor principal", resalta, en esta pieza audiovisual, el vicepresidente de la Sociedad Española de Medicina de Laboratorio SEQC-ML, el doctor Antonio Buño. "Gracias a la tecnología, hemos sido capaces de incorporar, en los laboratorios, equipamiento que nos permite hacer una Medicina Personalizada", añade.

Antonio Buño

"El DIV, implicado en el 70 por ciento de las decisiones clínicas, además de los beneficios directos para el paciente, conlleva otras ventajas para el sistema sanitario, pues evita la realización de pruebas de diagnóstico más costosas e invasivas que pueden tener más complicaciones para el paciente", resalta Fenin. "La tecnología nos permite adelantarnos a la enfermedad y detectarla en fases muy tempranas", afirma, por su parte, Antonio Buño.

Este vídeo forma parte de la campaña #TecnologíaparaVivir, puesta en marcha por la citada Federación para dar a conocer a la sociedad la aportación de las distintas soluciones tecnológicas sobre la salud de la población y el sistema sanitario.

Con este mismo objetivo, el Sector de DIV de Fenin desarrolló la campaña #EspíasDeLaboratorio, que invita a los ciudadanos a 'colarse' en un espacio al que no se suele acceder y comprobar cómo funciona, desde que se recoge una muestra de sangre o de orina y hasta que llegan los resultados al profesional que los solicitó.