La OMS defiende una mayor presencia de enfermeras en los servicios de salud

Un reciente estudio de la Organización Mundial de la Salud, OMS, recogido por el Sindicato de Enfermería, SATSE, defiende la conveniencia de que haya una mayor presencia y protagonismo de enfermeros/as en los servicios de salud, tras haberse demostrado que en algunas áreas son más eficientes que los médicos y pueden ofrecer una mejor atención al ciudadano.

Guardar

Una vez conocido el estudio, SATSE ha señalado que sus conclusiones vienen a dar la razón a los argumentos esgrimidos desde hace tiempo por la organización, en el sentido de que las enfermeras son una buena inversión en salud. El estudio, publicado en la Revista Internacional de Salud Pública, analiza un total de 53 estudios realizados en 18 países durante los últimos 20 años, y compara los resultados de ciertos tipos de atención prestada por enfermeras, entre otros profesionales, y la realizada por los médicos. Es la primera revisión sistemática -un estudio que analiza todas las pruebas disponibles- en hacer tal comparación.

 

Según el doctor Giorgio Cometto, uno de sus autores, "avanzar o mantener la cobertura universal de salud es un reto para todos los países. Los modelos tradicionales de atención, dominados por médicos que proporcionan servicios curativos costosos en los centros, tienen sus limitaciones". A su juicio, al otorgar un papel más relevante a profesionales sanitarios como las enfermeras, "los servicios de atención de salud pueden responder mejor a las necesidades de los ciudadanos".

 

Una clara oportunidad

 

Las conclusiones del trabajo de la OMS desmienten el falso mito de que un mayor empleo de estos profesionales sanitarios podría dar lugar a servicios de calidad inferior. La mayoría de sus resultados, añade la autora principal del informe, Zohra S. Lassi, "muestra una oportunidad que todos los países, ricos y pobres, pueden aprovechar".

 

La OMS explica que aquellos países que se enfrentan a una grave escasez y mala distribución de los trabajadores sanitarios podrían beneficiarse de la formación y despliegue de los profesionales de Enfermería, puesto que los resultados clínicos de ciertos servicios han sido tan buenos y, en algunos casos, incluso mejores que cuando los prestaron los médicos.

 

A modo de ejemplo, el estudio muestra que cuando son las matronas quienes prestan atención a las madres y los recién nacidos, en lugar de médicos ayudados por matronas, los índices de la episiotomía y del uso de analgésicos son inferiores. Asimismo, el informe concluye que el paciente suele estar más satisfecho.


Prevención

 

Otro hallazgo importante es que la atención prestada por las enfermeras en campos de la salud, como la prevención y el tratamiento de las enfermedades cardíacas, diabetes, problemas de salud mental y/o de infección por VIH, resulta tan eficaz como la prestada por los médicos.

 

Para SATSE, este estudio va "en perfecta sintonía" con la defensa que se hace desde la organización, de que en España resulta muy necesario un cambio en el actual modelo asistencial, apostando por otro centrado en la persona, y en el que la Enfermería debe tener un mayor protagonismo y relevancia por su competencia y cualificación profesional.