La enfermedad crónica consume el 70 por ciento del gasto sanitario

Un trabajo promovido por el IESE compara la aplicación del copago en distintos países como aporte a la financiación sanitaria, aunque no suficiente ya que el gasto de la enfermedad crónica reclama una reformulación de la asistencia.

Guardar

La enfermedad crónica consume el 70 por ciento del gasto sanitario

El consejero de Salud de Cataluña, Boi Ruiz, la profesora del IESE, Núria Mas, y el Presidente de Sanofi Iberia y Portugal Marc-Antoine Lucchini, han participado este jueves en un desayuno-coloquio sobre la situación del sector sanitario organizado por el Public-Private Sector Research Center del IESE en colaboración con Sanofi.

 

En el acto, la profesora del IESE Núria Mas señaló que el copago era necesario pero no suficiente para garantizar la sostenibilidad del sistema y que debía irse más allá. "La introducción del copago es una cuestión especialmente sensible. Implantándolo adecuadamente no tiene por qué tener un impacto negativo sobre la salud del paciente y puede ayudar al uso más racional de los recursos públicos. Pero no podemos quedarnos solo en esta medida. Hay que reformular el sistema sanitario", afirmó.

 

Un modelo en marcha en País Vasco y Cataluña

 

Según Mas, "debemos promover un cambio de modelo que mejore la eficiencia en el gasto y responda a las nuevas necesidades". Para la profesora del IESE, la gestión de los enfermos crónicos es, hoy en día, una variable estratégica y fundamental para reducir nuestro déficit, ya que estos pacientes suponen un 70% del gasto sanitario en nuestro país. "En España, dijo, no hay un modelo integrado de gestión de los crónicos. Ahora está empezando a implantarse en lugares como el País Vasco o Cataluña, pero aún queda mucho por hacer".

 

Acuerdos con las farmacias

 

Otra de las propuestas de la profesora del IESE es adoptar un sistema de acuerdos con las farmacias de forma que éstas no solo entreguen por días el tratamiento al paciente crónico, sino que, además, le expliquen cada una de las pastillas que debe tomar y realicen su seguimiento. "En algunos países está ya funcionando y ahorrando numerosos costes al sistema".

Nuria Mas
Nuria Mas

En la misma línea se manifestó el Presidente de Sanofi, quien ha afirmado que estas enfermedades son un reto importante para la sostenibilidad del sistema. "En Sanofi apostamos por la diálogo con las autoridades, los profesionales sanitarios y los pacientes para desarrollar una gestión integral de estas enfermedades que permita una mayor eficiencia y eficacia en su tratamiento. Estamos especialmente implicados en este tema pues somos un referente en enfermedades crónicas como la diabetes, el cáncer o el riesgo cardiovascular".

 

Buenas prácticas

 

Tras analizar las buenas practicas sanitarias que ya están en marcha en países como Alemania, Reino Unido, EEUU o Canadá, la profesora Nuria Mas destacó que lo más importante es generar procesos dentro de nuestro sistema que integren a todos los agentes sanitarios: instituciones públicas, industria, profesionales del sector y pacientes.

 

Según explicó, para ello hay que tomar medidas como extender la historia clínica única para cada paciente, de forma que cualquier médico en cualquier parte de nuestro país, conozca de forma instantánea la situación y antecedentes del enfermo que está atendiendo. "Integrando la información se podrá conocer el proceso completo por el que un paciente ha atravesado y qué partes del tratamiento y gestión del enfermo no están siendo eficientes. Todo ello con el fin de mejorar la gestión.", ha señalado Nuria Mas.

 

Por su parte, el Presidente de Sanofi Iberia, señaló que, a pesar de la calidad envidiable de nuestro sistema, necesitábamos buscar nuevas soluciones. "En Sanofi, como actores responsables de este sistema, apostamos por el análisis y por generar el debate de cómo responsabilizarnos todos para gestionar mejor los recursos públicos reducidos. No es una cuestión de gastar menos, sino más bien de invertir mejor los recursos disponibles".