Hacienda pagará directamente a los laboratorios que se sumen a una central de compras

El Ministerio de Hacienda pagará directamente la factura de las industrias que accedan a participar en la central de compras de medicamentos y productos sanitarios que impulsará el gobierno, según figura en el Programa Nacional de Reformas 2012 enviado el lunes a la Comisión Europea.

Guardar

Luis de Guindos, Soraya Sáenz de Santamaría y Fátima Báñez 
Luis de Guindos, Soraya Sáenz de Santamaría y Fátima Báñez

El programa, aprobado por el Consejo de Ministros y publicado a última hora del lunes en la página oficial de Moncloa, abunda en los términos del último Real Decreto ley que redefine el concepto de "asegurado" para el acceso a las prestaciones sanitarias, "precisando el concepto de residencia legal" de los beneficiarios.

 

Además, de recoger los conocidos nuevos tramos del copago para los medicamentos a través de las farmacias -entre 8 y 18 euros mensuales para la mayoría de los pensionistas- el documento incluye los denominados "compromisos comunes" de las Comunidades Autónomas, a través del Consejo Interterritorial, cuyo desarrollo y gestión serán sometidos a "control presupuestario cada tres meses por el Consejo de Política Fiscal y Financiera".

 

Bajada de precios a cambio de pronto pago

 

El plan reformista del PP pretende actuar, tanto sobre la demanda como sobre la oferta para la prestación farmacéutica pública. Así se ratifica la creación de una central de compras para los medicamentos y los productos sanitarios, fórmula que hoy solo abarca a un 25% de los suministros. Esta previsto en el Plan incentivar mediante "pronto pago" a las industrias sanitarias que participen en esta modalidad de compras centralizadas, y será el Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas el que pagará directamente a estas empresas la factura que posteriormente se deducirá de las transferencias a las CCAA.

 

El objetivo, según el documento, es promover "mayor eficiencia por la bajada de precios como contraprestación a la garantía por pronto pago". Y la justificación, ya desde la introducción, es la necesidad de adoptar medidas para la sostenibilidad del sistema sanitario público, no solo por la crisis económica, sino también por el crecimiento de la factura en farmacia debido al envejecimiento de la población.

 

El gasto en la población pensionista

 

El Gobierno informa de que hay 8.879.836 pensionistas con unas necesidades que suponen el 70,46% de las recetas a través de farmacias y el 77,6% del gasto farmacéutico. El gasto medio anual de este tramo de la población es de 1.293 euros, frente a los 95,15 de los activos. El propio documento recoge que el 70% de los pensionistas cobra una pensión mensual inferior a los 824 euros.