El Grupo Socialista presenta una batería de medidas en el Congreso para frenar las reformas sanitarias

La secretaria de Política Social del Partido Socialista (PSOE), Trinidad Jiménez, y el portavoz de Sanidad de su Grupo Parlamentario en el Congreso, José Martínez Olmos, anunciaron el jueves en el Congreso diversas iniciativas para "frenar el desmantelamiento del sistema público de salud"; entre ellas, una Proposición de Ley "para recuperar la universalidad del Sistema Nacional de Salud".

Guardar

Trinidad Jiménez
Trinidad Jiménez
 José Martínez Olmos
 José Martínez Olmos
Manuel Cervera 
 Manuel Cervera

El PSOE formulará una interpelación urgente a la ministra de Sanidad, Ana Mato, para que explique "qué piensa el Gobierno y qué soluciones va a dar a esta situación, en la que el sistema sanitario se está desmantelando y parece monstruo con 17 cabezas, donde cada Comunidad Autónoma hace lo que quiere, y se está instalando la desigualdad". Martínez Olmos opina que la ministra "está escondida, contemplando cómo se desmantela la sanidad pública y cómo se está entregando a manos privadas para hacer negocio".

 

Finalmente, ante "la inadmisible entrega masiva de los servicios sanitarios públicos a la iniciativa privada" que está llevando a cabo el PP, los socialistas están ultimando una Proposición de Ley para modificar la Ley de 1997 de nuevas formas de gestión en el SNS, para evitar que se "puedan entregar los servicios públicos a la iniciativa privada sin que haya garantías y controles muy estrictos", explicó Martínez Olmos. De esta manera se busca garantizar "conciertos rigurosos y eficaces" y asegurar que "quien presta el servicio lo hace con calidad y sin afectar a los derechos ciudadanos".

 

Control de las concesiones privadas

 

Para ello, los socialistas plantean que no se pueda trabajar para el SNS "si no hay una acreditación previa por un instituto de carácter independiente, que tendría que hacer una evaluación y una acreditación de estas empresas, revisable anualmente y con una temporalidad no mayor de cuatro años". Además, se evaluaría también el resultado para que "los ciudadanos tengan garantías de que la atención sanitaria que reciben es de calidad y que no sufren discriminación ni selección de riesgos".

 

Finalmente, la iniciativa persigue que, cuando se hace un concierto de la sanidad pública con una entidad privada, se evalúe la relación calidad eficiencia. "No puede ser que se entregue la sanidad pública de manera impune a iniciativas privadas para conseguir hacer negocio. Lo que está haciendo el PP con la entrega generalizada de hospitales y centros de salud a la iniciativa privada es un atraco masivo", concluyó el portavoz socialista, quien emplazó al Gobierno a "que rectifique y debata en el Parlamento buscando acuerdos para hacer sostenible la sanidad sin perjudicar la salud de los ciudadanos".

 

El euro crea desigualdad

 

Trinidad Jiménez criticó las últimas decisiones adoptadas en la Comunidad de Madrid, como la de aplicar un euro por receta, igual que ya hace Cataluña, pues "crean desigualdad entre las personas y los territorios". A los votantes del PP les advirtió que "están permitiendo que se carguen la sanidad pública y la entreguen a manos privadas, haciendo negocio con la salud". Y a los indignados y desencantados con la política les explicó que, "con políticas concretas, se construyó el sistema público de salud en estos últimos 30 años, y con políticas concretas el PP lo está desmantelando".

 

El PP recuerda la gestión socialista

 

El portavoz de Sanidad del Grupo Popular en el Congreso, Manuel Cervera, salió al paso de estas declaraciones afirmando que los socialistas no pueden ahora lamentarse, "habiendo sido el Gobierno socialista el responsable de los últimos ocho años, que por falta de reformas, de medidas y de conocimiento ha dejado un agujero de 16.000 millones de euros en la Sanidad". En su opinión, la citada gestión puso en riesgo la sostenibilidad del SNS. Por el contrario, defendió las reformas puestas en marcha por el Gobierno de Rajoy para mantener el sistema de calidad, universal y gratuito para todos los españoles. "Lo que no sirve es mentir y hacer debate político de un patrimonio como el de la Sanidad, que es patrimonio de todos los españoles", subrayó

 

Modelos de concertación

 

Para Cervera, "mientras el PP tiende la mano, el PSOE lo que hace es mentir y hacer sectarismo político", porque, a su juicio, "mentir es decir que el Gobierno del PP está privatizando la Sanidad cuando saben perfectamente que todas las CCAA, incluidas las que gobierna el PSOE, como es Andalucía, tienen de una forma u otra modelos de colaboración público-privada".

 

El portavoz popular explicó que las Comunidades tienen modelos de concertación con sanidad privada para atender públicamente a los ciudadanos y que éstos "no están interesados en saber si les atiende una gestión pública o privada, sino en tener una sanidad de calidad, universal e igual para todos, que es lo que le garantiza el Gobierno de Mariano Rajoy".