Debe facultarse al médico de Atención Primaria para derivar directamente a pacientes con posible cáncer hereditario

La presentación de un tríptico de consenso entre Atención Primaria y Oncología, sobre cáncer hereditario, reveló este martes la necesidad de mejorar la derivación desde los médicos de AP. Para ello resulta prioritario informarles y formarles ante la llegada a sus consultas de posibles cánceres con alta incidencia familiar. Dicha presentación tuvo lugar durante una rueda de prensa celebrada en el salón de actos de la Asociación de la Prensa de Madrid.

Guardar

Los doctores María Patrocinio Verde (semFYC), Mercedes Otero (SEMG), Juan Jesús Cruz (SEOM), Alberto López Rocha (Semergen) y Carmen Guillén (SEOM) 
Los doctores María Patrocinio Verde (semFYC), Mercedes Otero (SEMG), Juan Jesús Cruz (SEOM),
Alberto López Rocha (Semergen) y Carmen Guillén (SEOM)

El encuentro con los medios tuvo como objetivo básico explicar el consenso alcanzado entre las principales sociedades médicas de Atención Primaria, los médicos oncólogos y las unidades de consejo genético. Participaron responsables de la SEOM, Sociedad Española de Oncología Médica, y de las sociedades científicas de AP: SEMFYC, Sociedad Española de Medicina de Familia y Comunitaria; Semergen, Sociedad Española de Médicos de Atención Primaria; y SEMG, Sociedad Española de Médicos Generales y de Familia.

 

La cuestión nominal

 

A una pregunta de Acta Sanitaria, el doctor Juan Jesús Cruz, presidente de la SEOM, concretó dos conceptos claves relativos al motivo de la reunión. Ante lo impreciso del término "hereditario", Cruz aseguró que el cáncer no se hereda. Sí se hereda, sin embargo, una predisposición con fundamento genético que puede desembocar en el desarrollo de una enfermedad oncológica o no. Amplió esta cuestión la doctora Carmen Guillén, coordinadora de la sección SEOM de Cáncer Hereditario y Consejo Genético. En palabras de Guillén, lo que pueden heredar varios miembros de una misma familia son mutaciones genéticas en línea germinal que pueden pasar de generación en generación. Para completar la explicación, el doctor Cruz puso el ejemplo del cáncer y el tabaco. Lo que se hereda en ese caso es el daño de los genes reparadores por vía paterna, principalmente. Existen a la postre individuos que metabolizan los carcinógenos del tabaco y otros no.

 

Unidad de criterio en AP

 

Los 3 doctores de Atención Primaria participantes en la rueda de prensa coincidieron en que ya que su profesión es el primer escalón terapéutico debe tener, además de una carga de trabajo creciente, facilidad de derivación en casos como el del cáncer hereditario. La reflexión fue suscitada cuando una doctora de familia en el Área VI de Madrid, se quejó desde el público porque las derivaciones a las unidades de consejo genético o a los especialistas en Oncología las tiene que hacer a través de un internista y este puede no estar formado en cáncer familiar. En ese sentido, el vocal de Semergen Alberto López Rocha aseguró que la principal razón del consenso es informar a los propios médicos del problema de este tipo de cánceres, ya que la sociedad en general ya está suficientemente sensibilizada cuando surgen estos casos en sus familias. Con este objeto, el tríptico del consenso se difunde a través de las webs de las sociedades y estará a disposición de cualquier consulta.

 

Mama-Ovario, Colon-Endometrio,...

 

Tal como reconocieron los representantes de AP, la misión de estos médicos no es tratar todos los cánceres posibles. Su trabajo es, cuando hay varios casos de cáncer en una misma familia, distinguir entre los que se deben a causas genéticas básicas y los que pueden deberse a causas ambientales que provocan la enfermedad. Unos y otros componen agrupaciones familiares distintas. Según el doctor Cruz sólo el 5% suele estar en el primer caso, aunque más del doble de personas que presentan predisposición genética no desarrolla la enfermedad. Tanto la doctora María Patrocinio Verde Gonzalez (semFYC) como la doctora Mercedes Otero (SEMG) asintieron cuando sus compañeros de AP aseguraron que no se trata de derivar a todos los pacientes bajo una mínima sospecha de cáncer hereditario, sino que de saber derivar a quien corresponda, realizándose entonces los preceptivos test genéticos. Mientras tanto, los médicos de AP pueden realizar genogramas (árboles genealógicos) que incluyan 3 generaciones y consultar en caso de duda a las unidades de consejo genético, presentes en casi todos los hospitales españoles.

Debe facultarse al médico de Atención Primaria para derivar directamente a pacientes con posible cáncer hereditario