El mirador el sns no es universal ni democrático

Si precisa atención médica ¿hay que avisar a la policía si no tiene documentos? NO

Al hilo de unos recientes casos ocurridos en Ceuta y Melilla, en que los hospitales avisan a la policía en el caso de los migrantes que no tienen documentación ni tarjeta sanitaria, el autor enhebra una serie de consideraciones en las que, sobre todo, se pone de manifiesto la falta de un auténtico sistema sanitario universal.

Me cuesta dar crédito a la noticia del 6 de junio de 2021:
Los hospitales de Ceuta y Melilla avisan a la Policía para “identificar” a migrantes que no tienen documentación ni tarjeta sanitaria

El Ministerio de Sanidad confirma que los centros llaman a la Policía cuando los pacientes no portan ningún documento identificativo y “no tienen derecho a la asistencia sanitaria” con el objetivo de “identificar” a la persona “obligada al pago”.

Dos sanitarios del Hospital de Ceuta consultados por elDiario.es ratifican que llamar a la Policía cuando el paciente no tiene documentación es una práctica habitual, aunque uno de ellos matiza que durante la crisis migratoria no se hizo de manera sistemática. Este medio ha preguntado al Ministerio del Interior, a la Delegación del Gobierno y a la Policía Nacional sobre el protocolo aplicado por los agentes en caso de recibir avisos desde los centros sanitarios ceutíes y melillenses, pero ninguna de estas instituciones ha respondido. https://www.eldiario.es/desalambre/hospitales-ceuta-melilla-avisan-policia-identificar-migrantes-no-documentacion-tarjeta-sanitaria_1_8005271.html

Pero se confirma con otra noticia del día siguiente, 7 de junio de 2021:
Entidades sociales rechazan los avisos a Policía desde centros sanitarios de Ceuta y Melilla: “Es muy peligroso”

Varias organizaciones han criticado los avisos realizados desde los hospitales de Ceuta y Melilla cuando atienden a personas en situación irregular, que no poseen ningún documento identificativo ni una tarjeta sanitaria para emitir una factura.

“Es especialmente preocupante. Las personas en situación irregular, de por sí, ya tienen miedo a acudir al centro de salud u hospital. Protocolos como estos generan un efecto disuasorio por el que, cuando lo necesiten verdaderamente, no quieran ir al médico”, dice Natalia García, portavoz de Migraciones en la APDHA. Las organizaciones se han quedado sorprendidas con las explicaciones aportadas por el Ministerio de Sanidad: “Aquellos que no tengan derecho a la asistencia sanitaria de la Seguridad Social se encuentran obligados al pago de los servicios que hayan recibido, según lo establecido en la normativa vigente. Solo en los casos en los que estos no aporten la preceptiva documentación identificativa, se solicita la asistencia policial en el caso de personas adultas, a efectos de identificar el obligado al pago”.

En España tenemos un sistema sanitario público de cobertura universal, en que lo central es la necesidad de atención, no la capacidad de pagar

El valor central del sistema sanitario público de cobertura universal es la prestación de servicios según necesidad, no según capacidad de pagar

El sistema sanitario público de cobertura universal produce salud, pero no sólo por prestar atención sanitaria sino también porque contribuye a la “paz social”, a la tranquilidad de que ni uno mismo ni nadie morirá en la calle por falta de atención sanitaria.

La solidaridad es lo más característico de la especie humana, y lo que nos ha hecho tal y como somos.

Es solidaridad el egoísmo inteligente del “hoy por ti, mañana por mí”.

La mejor expresión de la solidaridad es la existencia de un sistema sanitario público de cobertura universal.

En el caso de precisar atención sanitaria es tranquilizante saber que se recibirá atención sanitaria cuando se precise, sin tener que andar con engorrosos trámites administrativos, a sabiendas de que la asistencia sanitaria será gratuita en el punto de la atención.

El valor central del sistema sanitario público de cobertura universal es la prestación de servicios según necesidad, no según capacidad de pagar. Se prestan servicios de acuerdo con las necesidades de cada persona, con equidad. Equidad vertical (más a quien precisa más) y equidad horizontal (lo mismo a quienes tienen la misma necesidad).

En la atención sanitaria privada lo central es la capacidad de pagar, no la equidad. Así, quien paga más recibe más. Y quien no paga no tiene derecho a ninguna atención (y ninguna atención recibe).

En realidad, en España NO tenemos un sistema sanitario público de cobertura universal, en que lo central sea la necesidad de atención, no la capacidad de pagar

Como hacen constar los de YoSíSanidadUniversal:

“Lo ocurrido en hospitales de Ceuta y Melilla, avisando a la policía cuando una persona sin papeles solicita asistencia sanitaria, es intolerable. No sólo contraviene los principios éticos del sistema sanitario sino varias normativas europeas y el propio RD 07/2018″ https://twitter.com/YoSisanidaduniv/status/1402200652198055938

El caso de Ceuta y Melilla demuestra la falta de democracia en general, y la constitución del sistema sanitario como parte de una policía contra el pueblo

“De hecho, tras años de arduas batallas por parte de muchas organizaciones profesionales y de sociedad civil contra el Real Decreto Ley 16/2012 [del PP, entonces en el poder], que expulsó a los inmigrantes indocumentados [y otras personas] de la asistencia sanitaria, empeorando su salud, incrementando su mortalidad y deteriorando la estructura y objetivos generales del Sistema Nacional de Salud, el año 2018 nos trajo un nuevo Real Decreto Ley (RDL 7/2018) [del PSOE, desde entonces en el poder] que, a pesar de prometer la recuperación de la cobertura sanitaria universal, nos devolvió a una nueva decepción ya que no solo no mejoró el panorama de la cobertura sanitaria, sino que originó nuevas y mayores desigualdades”. https://www.semfyc.es/la-sanidad-universal-que-no-llega-dia-internacional-de-la-cobertura-sanitaria-universal/

“El Real Decreto de sanidad del PSOE es aún más restrictivo que el del Partido Popular. El titulo y el preámbulo son muy bellos, pero el desarrollo legislativo no se corresponde con el título. Y las situaciones a las que nos enfrentamos son aún más restrictivas que el precedente del Gobierno de Mariano Rajoy” https://www.eldiario.es/desalambre/gobierno-denuncias-exclusion-sanidad-espana_1_1414658.html

Síntesis

Cuando el Estado ejerce su poder sin democracia las batas se convierten en uniformes “del orden” y los profesionales sanitarios ejecutan órdenes policiales.

El caso de Ceuta y Melilla demuestra la falta de democracia en general, y la constitución del sistema sanitario como parte de una policía contra el pueblo. Con los decretos ley de exclusión (RDL 16/2012 y 7/2018) hemos pasado de un sistema universal a un sistema de aseguramiento, que exige “demostración” del derecho a la atención. Si no se puede demostrar aparece la factura. Y si no se puede asegurar el pago de la factura por carecer de documentación como pasaporte o similar, aparece la policía.

Que haya profesionales colaboracionistas con estas políticas tiene que ver con la falta de un sistema sanitario público de cobertura universal y la indignidad de vivir en una sociedad profundamente injusta.

Si toleramos que se restrinja la asistencia sanitaria a quien cumpla determinadas condiciones administrativas estamos tolerando que alguien, algún día, muera en la calle por falta de atención médica.

Ya pasó en 2013 en Mallorca, con Alpha Pam, un ciudadano senegalés que falleció de tuberculosis “sin haber recibido atención sanitaria”. Desde entonces son cientos los casos de muertes por falta de atención (unos 70 cada año) https://elpais.com/elpais/2018/04/13/migrados/1523601349_887544.html

Además de injusto e inequitativo, este sistema sanitario de aseguramiento incrementa los costes económicos y sociales. Si la solidaridad es expresión del “egoísmo inteligente”, un país sin sistema público de cobertura universal está dejando clara la falta de inteligencia y visión política de sus dirigentes y paga un alto precio por ello. https://nadaesgratis.es/admin/los-efectos-de-la-exclusion-sanitaria-tras-el-real-decreto-del-2012

Juan Gérvas

Médico general jubilado, Equipo CESCA (Madrid, España). [email protected]; [email protected]; www.equipocesca.org; @JuanGrvas