Derecho Sanitario dictada por el Tribunal Superior de Justicia de Galicia

Una sentencia alerta de la “situación injusta” en lupus y eleva su grado de discapacidad

— Santiago de Compostela (La Coruña) 26 Oct, 2021 - 1:30 pm

El Tribunal Superior de Justicia de Galicia (TSXG) ha alertado, en una sentencia, de la “situación injusta” que sufren los pacientes de lupus al no estar reconocida como patología causante de discapacidad y subraya que “ese desconocimiento de las consecuencias del lupus se torna, si cabe, más injusto si consideramos que es una enfermedad fuertemente feminizada”; así, estima el recurso de una enferma y aumenta su grado de discapacidad, de un 24 por ciento, que fue el reconocido por la Xunta, a un 50 por ciento.

Para decretar ese incremento, la Sala de lo Social tuvo en cuenta una valoración de la sintomatología causada por la enfermedad en los distintos sistemas corporales afectados -osteoarticular, genitourinario, dermatológico y circulatorio-, no solo en el inmunológico, que era el único que había sido valorado por el Gobierno regional, de acuerdo con el criterio del Equipo de Valoración y Orientación.

Esta instancia judicial explica que el citado equipo soluciona “la laguna reglamentaria” existente dándole una puntuación a la paciente en el sistema más afectado, que en este caso es el inmunológico. Sin embargo, indica que “no ha valorado la afectación de los demás sistemas afectados”, por lo que estima el recurso interpuesto por la perjudicada contra la sentencia del Juzgado de lo Social número 1 de Ourense, que avaló el criterio del Ejecutivo gallego.

Corrección

Los jueces también indican, en la referida sentencia, que esa “situación injusta para las personas con discapacidad y discriminatoria sexista” se debería “corregir con una intervención normativa que, atendiendo a las especificaciones propias de la enfermedad, permitiera la mayor precisión en la cuantificación del porcentaje de discapacidad”.

Sin embargo, entienden los juristas que, hasta que “los poderes normadores estatales no acometan la necesaria reforma del anexo reglamentario”, es responsabilidad del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) “evitar la situación injusta y discriminatoria, aplicando un enfoque de Derechos Humanos acorde con los principios inspiradores de la normativa sobre discapacidad y atendiendo, también, a la integración de la perspectiva de género en la aplicación e interpretación de las normas jurídicas”. Contra esta sentencia cabe interponer recurso de casación.