Salud Mental Ofrece recomendaciones para afrontar la situación

El Hospital Quirónsalud Málaga define como “montaña rusa emocional” la vuelta al cole

— Málaga 17 Sep, 2020 - 10:57 am

Carmen Barceló, que es psicóloga clínica del Hospital Quirónsalud Málaga, considera la vuelta al cole, en la pandemia de la Covid-19, como “una montaña rusa emocional, en la que los escolares (también sus padres y profesores) están sintiendo miedo, nervios, ilusión, alegría, ansiedad de separación…, que provoca que requieran algo de apoyo y ayuda para gestionar tantas emociones simultáneas”.

Por ello, esta psicóloga recomienda a los adultos “ayudarles y ayudarse a sí mismos compartiendo emociones entre ellos, validando de esta manera su mundo interior y normalizando el hecho de sentirse así ante una situación tan excepcional como esta”, pues advierte que, en consulta, en estos primeros días, “ya se están denotando conductas relacionadas con el estrés, al retomar, después de tanto tiempo y de forma tan distinta, sus relaciones, sus responsabilidades, sus hábitos y rutinas de clase, más horarios y condiciones nuevas, la mascarilla, el gel desinfectante, las nuevas normas del patio”.

Carmen Barceló

Asimismo, esta especialista del Hospital Quirónsalud Málaga destaca que “es muy importante escucharlos con atención y empatía, especialmente cuando refieren dificultades y malestar emocional. Llevan seis meses sin ir al cole presencialmente, sin jugar con sus amigos en la mayoría de los casos y debemos evitar hacer como si no pasara nada”.

Sin “pautas universales”

“No existen instrucciones o pautas universales que nos indiquen cómo afrontar los primeros días del colegio, pero sí podemos tener en cuenta algunas recomendaciones generales que, adaptándolas a la idiosincrasia de nuestra familia, pueden ser de gran ayuda”, comparte Carmen Barceló.

Entre los consejos que ofrece el equipo de Terapia, Rehabilitación y Psicología del Hospital Quirónsalud Málaga para afrontar esta situación figuran “explicar la nueva situación y los cambios que se van a encontrar usando un lenguaje adaptado a su edad y capacidad”; preparar con antelación cualquier actividad para que ellos ya conozcan qué se espera de ellos”; e “incorporar y facilitar, en el día a día del niño, rutinas de ejercicio físico o actividades al aire libre siempre que sea posible”.