Tecnología e Investigación Conclusiones de una jornada de Farmaindustria

Precios de referencia y falta de incentivos, principales problemas para la innovación incremental

— Barcelona 11 Oct, 2018 - 11:49 am

La jornada organizada por Farmaindustria y celebrada en la Real Academia de Medicina de Cataluña, en Barcelona, acerca de la innovación incremental ha puesto de manifiesto que los principales problemas en esta materia son los precios de referencia y la falta de incentivos para la industria.

“Nuevas vías de administración en medicamentos, combinación de dos principios activos para un uso más eficaz, utilización para una nueva indicación y mejoras en la seguridad o posología” son ejemplos de innovaciones sobre medicamentos ya comercializados que generan grandes ventajas para pacientes y profesionales sanitarios, tales como mayor rapidez de actuación, facilidad de uso y mejoras en la seguridad y eficacia del compuesto, según explica Farmaindustria.

En la jornada, representantes de tres compañías farmacéuticas expusieron las ventajas de esta innovación a través de ejemplos de desarrollos propios. Tras ellos, el jefe del Servicio de Farmacología Clínica del Hospital Clínico de Barcelona, el farmacólogo Gonzalo Calvo, abordó la importancia de este tipo de avances, y representantes de pacientes, profesionales sanitarios, Administración pública y la propia industria farmacéutica analizaron las oportunidades que ofrecen para todos los agentes del sector y, en su conjunto, para el sistema sanitario español.

El subdirector general de Farmaindustria, Javier Urzay, puso sobre la mesa las dificultades que estas innovaciones incrementales encuentran para su desarrollo y explotación. Hay casos en los que, a pesar de su interés para pacientes y profesionales sanitarios, de la inversión realizada en el desarrollo clínico y de la mayor aportación de la nueva presentación en términos de eficacia o ahorro, la innovación incorporada queda sin reconocimiento al ser equiparada por el sistema de precios de referencia a presentaciones anteriores, simplemente por compartir el mismo principio activo.

En otras ocasiones, ante un caso de reposicionamiento de un fármaco, el esfuerzo necesario para desarrollar su idoneidad para una nueva indicación no goza del reconocimiento necesario ni de los suficientes incentivos para que las compañías apuesten por este tipo de iniciativas.

Capacidad, experiencia y excelencia

Con todo, Javier Urzay defendió el interés que estas mejoras tienen para todos los agentes del sector, especialmente para pacientes y profesionales sanitarios por el avance que suponen en la práctica clínica, y también para la Administración sanitaria, en tanto se contribuye al mejor uso, la adherencia farmacoterapéutica y, por tanto, a la eficiencia.

El representante de Farmaindustria defendió la capacidad, experiencia y excelencia de la industria farmacéutica española en la innovación incremental. “La aportación de nuestras compañías en este ámbito debe ser adecuadamente valorada y promovida por la Administración sanitaria en España”, concluyó el subdirector general de la patronal.

Deja un comentario