portada
portada

Previsión Sanitaria Nacional (PSN) pretendió engañar a la Inspección de Seguros

DE ACUERDO CON EL CONTENIDO DEL ACTA DE INSPECCIÓN DE LA DGS

Guardar

En su estrategia de ocultar lo que sucede en Previsión Sanitaria Nacional (PSN), desde el Consejo de Administración de la mutua se pretendió engañar a la Inspección de la Dirección General de Seguros bien no facilitando información suficiente o facilitándole información inadecuada y no veraz.

Así se pone de manifiesto a lo largo del acta de la inspección que la Dirección General de Seguros (DGS) realizó durante 2009 y 2010 a la que, al cabo del tiempo, ha tenido acceso Acta Sanitaria, pues se ha tratado de mantener celosamente guardada, lo que, de alguna manera, podría comportar una cierta connivencia del propio organismo de control de los seguros, especialmente a la vista de las irregularidades que se recogen en ella. Por otro lado, y de acuerdo con algunas informaciones recibidas, parece que se siguen manteniendo las mismas prácticas denunciadas en el acta de la Inspección. (Dada la gran extensión de la misma y las dificultades técnicas para su inclusión completa en nuestro informativo, Acta Sanitaria ha decidido facilitar la última parte del Acta de la Inspección de la DGS, pues refleja tanto el calvario por el que tuvieron que pasar los inspectores como las principales irregularidades detectadas en su trabajo).
Conclusión final del informe
La Inspección de la DGS concluye su informe de la siguiente manera: "Por tanto, como consecuencia de todas las irregularidades descritas en los apartados anteriores, las comprobaciones efectuadas por la inspección ponen de manifiesto situaciones que impiden y dificultan notablemente conocer la verdadera situación patrimonial de la aseguradora. 

No obstante, la inspección ha comprobado que, como mínimo, el deterioro de patrimonial de la entidad supone que:

A) Los Fondos Propios serían negativos en 3.754.124,08 euros

B) La cobertura de Provisiones Técnicas presentaría un déficit de un 48,71%

C) El patrimonio propio no comprometido tendría un déficit del 57,15% respecto de la cuantía mínima del Margen de Solvencia."



Estrategia de ocultación
A lo largo del informe de la Inspección se reitera la estrategia de falta de transparencia en la actuación del Consejo de Administración de PSN. Así, y entre otros aspectos, se dice que "la entidad no ha podido acreditar, ni fundamentar, adecuada y suficientemente, la totalidad de las decisiones de inversión de los inmuebles adquiridos... En especial, de aquellos inmuebles que se van a rehabilitar para convertirlos en guarderías o residencias, de forma que se justifique la rentabilidad final y completa de las operaciones..." Y es que, como advierte la Inspección, los nueve inmuebles que se habían adquirido desde 2007 ya habían presentado minusvalías (a 31 de diciembre de 2009) por un importe de 1.091.731,96 euros.

Los inspectores también se refieren a la negativa o resistencia a la labor inspectora y, entre otras cosas, cuentan que se había dado información inexacta e incompleta respecto a las retribuciones pagadas a los consejeros de las distintas entidades del grupo. Asimismo señalan que se había aportada documentación alterada pues los Mayores de las cuentas deudoras del grupo del año 2007 al 2009 y aportada en marzo de 2010, eran incompletos y estaban alterados. Y más adelante dicen que se había aportado documentación incompleta, inexacta o con retrasos.

Existen otros comentarios dignos de reseñar, como el que dice que "no existe segregación de funciones en la toma de decisiones de inversión, ya que gran parte de las actuaciones las realiza el presidente de la aseguradora. En ocasiones, la información aportada al Consejo de Administración sobre las inversiones por parte del Presidente, no es clara, precisa ni completa".