La situación de los refugiados depende de la voluntad política de los países de acogida

balance de la Representación de la Comisión Europea en Madrid

Guardar

La Representación de la Comisión Europea en Madrid ha organizado un encuentro para ofrecer información sobre la crisis de los refugiados; en el encuentro Dimitri Barua, en nombre de esta Representación, expuso que, en este momento y tras los avances logrados en la identificación de refugiados, ahora depende de los Gobiernos de la Unión Europea y de su "voluntad política" que estas personas sean reubicadas.

ComisiónEuropeaEn concreto, según los datos sobre la aplicación de las medidas puestas en marcha por la Unión Europea, los puntos críticos de identificación (hotspots) y el registro de refugiados llegados a Grecia ya están empezando a funcionar. "La pelota ahora está en el tejado de los países de acogida", apuntó Barua.

"No hay otro plan que la reubicación", aseguró el portavoz.  "Los bloques para hacer funcionar la reubicación" están emplezando a funcionar, "ahora es cuestión de que todo el mundo ponga la misma voluntad en hacer funcionar la reubicación", resaltó.
El número de candidatos a reubicación supera la oferta de los Estados
"Lo que tiene que haber", continuó, "es el compromiso de todos los Estados de acogida, tanto para ofrecer plazas como para agilizar los tramites administrativos". "Ahora mismo el número de candidatos a la reubicacion en Grecia supera los compromisos, las ofertas concretas de los Estados de destino y las respuestas a las peticiones desde Grecia son demasiado lentas", ya que  "algunos Estados requieren entrevistas sistemáticas con los oficiales de seguridad antes de autorizar el traslado". Ante lo que Barua se pregunta si "¿esta medida es proporcional?".

Destacó el portavoz que "tiene que haber un contacto permanente entre las administraciones, es clave, y ahora mismo nos parece que este contacto es, más bien, intermitente". "Nosotros como Comisión Europea hemos puesto los bloques, pero esto sólo puede funcionar si hay una relación directa entre los Estados de acogida y los Estados que envían, en este caso Grecia e Italia", sentenció. Y es que, según explicó "hay Estados dispuestos" para efectuar la acogida de refugiados, pero hay otros que "han expresado poca voluntad en este sentido".

"Esto se tiene que poner en marcha ahora", apuntó, tras lo que recalcó que "tenemos que recordar que hay un compromiso de reasentar a 22.000 refugiados, adquirido en julio de 2015, y de momento se han reasentado a 3.500". "Pedimos esfuerzos a los Gobiernos", reiteró Barua.
Posibilidad de un alto al fuego
"Existe la posibilidad de un alto al fuego", sin embargo, "no controlamos la situación en Siria, hay demasiados factores que pueden entorpecer el alto al fuego", informó el portavoz. No obstante, "la Unión Europea seguirá ofreciendo ayuda humanitaria; es el mayor donante de ayuda humanitaria desde el inicio de la crisis", aseguró.

Asimismo, indicó que el actual "Plan de Acción implica 3.000 millones de euros suplementarios dirigidos directamente a los refugiados". "No es un dinero que damos a Turquía", continuó, "es un dinero que va directamente para las condiciones materiales de los refugiados: proyectos en el ámbito educativo, de sanidad e integración en el mercado laboral". Sobre este último punto, agregó que uno de los temas del acuerdo con Turquía es que estas personas tengan acceso al trabajo en dicho país.
Avances en el número de personas registradas
Como dato a destacar, el portavoz comentó que "en septiembre sólo se registraban en la base de datos Eruodac un 8 por ciento de las personas que llegaban y ahora se están registrado un 78 por ciento de los refugiados que llegan a Grecia". "Tenemos que llegar, por su puesto, al cien por cien" y "aplicar Schengen correctamente implica que el cien por cien de las personas estén identificadas en la frontera", argumentó.

Finalmente, Barua recordó que España "tiene derecho a unos 450 millones de euros para el periodo 2014-2020, para acogida de refugiados".