La Sanidad valenciana trabaja para corregir su déficit crónico de financiación

SEGÚN SU CONSEJERA DE SANIDAD, ANA BARCELÓ

Guardar

sanidad-valencia-ana-barcelo
sanidad-valencia-ana-barcelo
La consejera de Sanidad de la Generalitat Valenciana, Ana Barceló ha comunicado, en el último desayuno socio-sanitario organizado por Europa Press este martes, 16 de julio, que el departamento sanitario del Gobierno de la Comunidad Valenciana trabaja para corregir su déficit crónico de financiación.

Acudieron a este encuentro, patrocinado por la compañía farmacéutica Gilead, los responsables colegiales de los médicos y farmacéuticos de la Comunidad Valenciana, además de miembros de las industrias farmacéutica y de dispositivos médicos. Entre otros, estuvieron presentes la secretaria general de la Federación Española de Empresas de Tecnología Sanitaria (Fenin), Margarita Alfonsel; el presidente de Farmaindustria, Martín Sellés; y el secretario general de la Asociación Española de Medicamentos Genéricos (AESEG), Ángel Luis Rodríguez de la Cuerda.
Figuras del Gobierno
Además, también hubo una nutrida representación del Ministerio de Sanidad, encabezada por su titular en funciones, María Luisa Carcedo; el secretario general de Sanidad, Faustino Blanco; y el director general de Ordenación Profesional, Rodrigo Gutiérrez.

María Río
Por el debate sanitario
La directora general de Gilead en España, María Río, destacó la oportunidad y éxito de asistencia del desayuno informativo en fechas plenamente veraniegas, al contar con personalidades deseosas de compartir buenas prácticas habidas en distintos territorios del país.

Todo ello además de enriquecer el debate público sobre la Sanidad, de cara a potenciar aún más uno de los mejores sistemas sanitarios del mundo. De la conferenciante del día, destacó María Río su compromiso cierto con la humanización de la asistencia sanitaria, junto a su paso por el Congreso de los Diputados y la máxima representación de los municipios y provincias de España.

Ana Barceló
Encuentro con la sociedad civil
Ana Barceló agradeció con efusión la invitación a protagonizar el acto, por ser un encuentro del mayor relieve entre las Administraciones públicas, el mundo de la empresa y la sociedad civil.

Con ello, Barceló celebró poder dar a conocer las iniciativas y proyectos que se emprenden desde las instituciones valencianas, desde el deseo de compartir un clima de sosiego en el que abordar las cuestiones más importantes para los ciudadanos y descender al terreno del detalle en aquellos aspectos que así lo requieren, tal como explicó, además de ser expresión de la superación del ruido político, según sus palabras.

María Luisa Carcedo y Faustino Blanco
Mandato político
En atención al mandato social por el diálogo expresado en las urnas, la titular de la cartera sanitaria del Ejecutivo de la Comunidad Valenciana aseguró que esta región fue una de las primeras en recuperar derechos sociales y sanitarios.

Ello en un "momento valenciano", precisó Barceló, impulsado por un nuevo Gobierno regional del presidente Ximo Puig y refrendado por una nueva edición del Pacto del Botànic.

En su repaso, la consejera de Sanidad de la Generalitat Valenciana evocó la Ley General de Sanidad debida al, por entonces, ministro de Sanidad, Ernest Lluch, y punto de arranque de los últimos 30 años, que hicieron de la Sanidad española una historia de éxito, tal como reconoce el concierto internacional, según su opinión y la de múltiples especialistas.

Rodrigo Gutiérrez y Faustino Blanco
Retos bien conocidos
Propuso la política valenciana llevar la excelencia asistencial a la percepción del ciudadano, con objeto de quitar la Sanidad del puesto número cinco de las preocupaciones detectadas por el Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS).

Especialmente, aludió Barceló, para afrontar con decisión el cambio demográfico, la revolución tecnológica y la ola de innovación terapéutica que sacuden las sociedades avanzadas. Todo ello con una clara apuesta por el conocimiento y la ciencia y, en paralelo, asumió, a cuestiones claves, como el incremento del empleo y el encauzamiento de la emergencia climática.
Sobre el marco territorial
No eludió Barceló la necesidad de aportar un nuevo enfoque al marco territorial para que mantenga criterios de igualdad y cohesión, a través de una adecuada financiación aún no disponible en su región, ya que no quiso que el empuje innovador de medicamentos, tecnologías y cuidados marque diferencias de salud, vida o muerte entre los ciudadanos.

Enrique Ruiz Escudero, María Luisa Carcedo, Faustino Blanco, David Fernández Martínez y Concha Andrés
Promover la salud
Se alegró Barceló de haber capilarizado en la sociedad valenciana los valores de la promoción de la salud y prevención de la enfermedad, con éxitos, durante la última legislatura, como las estrategias de diabetes, autonomía en Salud Mental y daño cerebral adquirido, además de la dirigida a la reproducción sexual saludable.

Al tiempo, adelantó la máxima responsable de la Sanidad valenciana que se espera afrontar en esta comunidad autónoma el reto de la cronicidad en los próximos cuatro años, en línea con la estrategia de María Luisa Carcedo.
Frente a la cronicidad
Habida cuenta, precisó Barceló, de que una de cada tres personas en Europa padece algún proceso crónico, con un 30 por ciento de la población española en esta situación, además de existir la previsión de que el país se convierta en la segunda nación más envejecida del planeta en el año 2050, según cálculos de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), y solo después de Japón.

España ya tiene en 2019 el 19 por ciento de su población por encima de 65 años, de los que el 80 por ciento son octogenarios o superan ese tramo de edad, de ahí el potencial de trabajo que ofrece el Centro de Investigación de Envejecimiento encargado de definir políticas activas, precisó Barceló.

Margarita Alfonsel

Sobre la Comunidad Valenciana, afirmó su consejera de Sanidad que también sufre el debilitamiento de los vínculos sociales propios de la prosperidad material, con una capital en la que hay más mascotas que niños menores de 13 años, datos que explican fenómenos en auge, como la soledad y la obesidad, según señaló.

En este sentido, Barceló destacó que esta última es revisada a fondo en edades infantiles por el departamento sanitario regional, junto a medidas como la mejora de la alimentación en los hospitales de la región con asesoramiento del Instituto Valenciano de Innovación
Una cultura de la salud
Barceló, que se definió como una optimista realista, estima que es esencial impulsar una cultura de la salud para todos. En ese sentido, recordó a Carmen Alborch cuando dijo que la vida no va pendiente abajo según se cumplen los años, sino que que es una montaña rusa con sus subidas y bajadas.

Todo ello en un medio humano en el que el bienestar debe ir más allá del terreno de la Sanidad para cuidar también los aspectos extra asistenciales, algunos como la calidad de un aire que, según su opinión, podría estar amenazado en la capital, por ejemplo, si se revierte Madrid Central, algo que se paralizó judicial en esta misma jornada del 16 de julio.

Martín Sellés
Transformar el sistema
La consejera de Sanidad valenciana afirmó que esta región se suma a estrategias promovidas por el Ministerio de Sanidad, como la que enunció para la enfermedad de Alzheimer. También, aboga por una atención más precisa al paciente, con refuerzo de Atención Primaria, según el acuerdo marco ministerial para el primer nivel asistencial del pasado mes de abril, sancionado por Carcedo.

El objetivo es ofrecer a los ciudadanos una atención en la que la enfermera debe tener una función central, ahora que la legislación nacional y autonómica respaldó su capacidad para indicar, principalmente, productos sanitarios muy necesarios para la población mayor.
Reforzar la Atención Primaria
En ese punto, detalló Barceló que el refuerzo de Atención Primaria para potenciar su capacidad para la cirugía menor ambulatoria, las urgencias, la atención domiciliaria y el espacio socio-sanitario está en marcha, gracias a los 386 millones de euros invertidos en el plan de la legislatura anterior, que se ampliará hasta 2023 con 100 millones de euros.

En esa arquitectura de política sanitaria, la consejera vio las grandes oportunidades que representan la innovación y los fármacos de precisión creciente, en consonancia con la incorporación de inteligencia artificial, el Big Data y la extensión de las comunicaciones 5G, mediante la racionalización de los recursos.

Ángel Luis Rodríguez de la Cuerda
La cuestión territorial
No obstante, a ese planteamiento general, Barceló compartió preguntas e inquietudes del mayor interés para su región, fundamentalmente aquellas que se cuestionan, cómo hacer avanzar la ciencia, que esta llegue a todos los ciudadanos y que todo esto no quiebre la equidad entre las personas y los focos de población, ya sean urbanos o de la España vacía, un listado este último en el que también incluyó las propias diferencias entre hospitales.
Esfuerzo presupuestario
Al margen de dolerse varias veces por la infrafinanciación que padece la Comunidad Valenciana, Barceló pormenorizó el esfuerzo presupuestario realizado en el periodo 2015-2019, con un incremento que llegó al 21 por ciento, hasta situar la partida sanitaria en los 6.630 millones de euros.

Todo ello dado que, en opinión de Barceló, su comunidad autónoma se ve abocada, año a año, a realizar mayores esfuerzos; tema principal de trabajo, razonó, para la nueva secretaría técnica de eficiencia y motivo del decreto de compras centralizadas, entre otras vías de actuación citadas por la consejera.
Hospitales de Valencia
Tampoco rehuyó Barceló aspectos importantes, como algunos referidos al mundo hospitalario en su región. Además de ratificar la dimisión del jefe de Urgencias de Alcoy, salió al paso del llamativo anuncio de cierre de 3.000 camas durante el periodo estival. Tal como precisó, ese cierre se realiza de forma gradual durante los meses de verano, a razón del 4 por ciento de julio y el 5 por ciento de agosto y septiembre.

Todo ello con clausura de dichas camas en unidades con descenso de población por salida vacacional y para la realización de reformas programadas. También sobre hospitales, Barceló vio un cauce de entendimiento con la concesionaria del alicantino Hospital de Denia, de cara a pactar su posible reversión a gestión directa en el año 2023.

Además, y en el plano clínico, la protagonista del día entendió como factible que se empiece a pensar en la erradicación de la hepatitis C en su región, gracias a los tratamientos ampliamente administrados y al cribado que se va a completar desde el Hospital General de Valencia, mientras que confió en que se pueda abrir la unidad de fibrosis quística del Hospital Universitario y Politécnico La Fe de Valencia con el arranque de la legislatura.
Listas de espera y Enfermería
Ya hacia el final de su parlamento, Barceló puso su confianza en que el autoconcierto de ampliación de horarios de cirugía y el plan de choque emprendido por su departamento contra las listas de espera, logren su mismo cometido de reducción, al tiempo que confió en sobrellevar la situación laboral que supone armonizar el personal estatutario y los contratos del extinto modelo Alzira.

En varios momentos de su charla, Barceló defendió la indicación enfermera, además de desear siempre una estrecha y fecunda colaboración entre los distintos colectivos profesionales. Finalmente, transmitió el deseo del Gobierno de que España tienda a la media europea en cuanto a financiación de su modelo científico se refiere.