Ictus
Ictus

Una mayor formación ayudaría a reducir las consecuencias del ictus en la población joven

Según el Consejo General de Enfermería, que, junto a otros actores del sector, celebra el Día Mundial del Ictus

Guardar

Con motivo de la celebración, este sábado, 29 de octubre, del Día Mundial del Ictus, el Consejo General de Enfermería ha reclamado mayor formación y educación en salud "para reducir las consecuencias del ictus en la población joven", ya que "el 50 por ciento de la población no sabe reconocer los síntomas".

A juicio del máximo representante de esta corporación, Florentino Pérez Raya, "una actuación precoz es fundamental para evitar muertes y reducir las consecuencias de las secuelas que el ictus provoca". "El ictus es una emergencia sanitaria que requiere atención urgente en las primeras entre tres y seis horas", declara.

Por su parte, la Fundación Jiménez Díaz de Madrid, centro gestionado por el grupo sanitario Quirónsalud, y que está incluido en la Red Ictus de la Comunidad de Madrid "para la atención inmediata, coordinada y especializada de esta patología", sostiene que redujo "más de la mitad" sus tiempos de atención urgentes a pacientes con esta patología vascular cerebral.

Otro centro de Quirónsalud es el Hospital La Luz de la capital, cuya especialista en ictus de su Servicio de Neurología, la doctora Raquel Gutiérrez, insiste en que reconocer los síntomas a tiempo es clave". "Disponemos de tratamientos y recursos para los pacientes, los cuales son más eficaces cuanto más rápida sea la atención por los equipos médicos de emergencias y los equipos de Neurología especializados en enfermedades cerebrovasculares", asegura.

Los casos aumentarán un 34%

Por último, la organización Freno al Ictus pone de manifiesto el hecho de que "en la próxima década, los casos de ictus aumentarán un 34 por ciento". "Una de cada seis personas tendrá un ictus a lo largo de su vida", añade, al tiempo que concluye afirmando que es "la primera causa de discapacidad adquirida en el adulto y representa la segunda causa de mortalidad global, siendo la primera en el caso de las mujeres".