Enfermería advierte del abandono de pacientes con Alzheimer e insta a buscar soluciones

este 21 de septiembre se celebra el día mundial de esta enfermedad

Guardar

alzheimer_1
alzheimer_1
Con motivo del Día Mundial del Alzheimer, que se celebra este martes, 21 de septiembre, el Consejo General de Enfermería y la Sociedad Española de Enfermería Neurológica (Sedene) han advertido del "abandono de los pacientes con Alzheimer durante la pandemia", por lo que instan a "contar con las enfermeras para recuperar una atención de calidad con los pacientes", que en la nueva normalidad "deben acostumbrarse a una realidad desconocida para todos".

“La Covid-19 ha sido un golpe durísimo para toda la sociedad, pero, ahora, debemos ayudar y cuidar a aquellos pacientes más vulnerables. El deterioro cognitivo que produce el Alzheimer se ha agravado mucho más en estos momentos porque la soledad que ha traído la pandemia ha acelerado el proceso. Las enfermeras somos los profesionales que acompañamos a la población en todas las etapas de la vida y tanto el Ministerio de Sanidad como las Consejerías autonómicas deben ser conscientes de esto y apostar por la profesión”, afirma el presidente de este Consejo, Florentino Pérez Raya.

Florentino Pérez Raya

Esta organización colegial señala que, actualmente, esta patología es "la principal causa de demencia en todo el mundo y la enfermedad que mayor discapacidad produce en ancianos" y afecta a "800.000 personas en España". Además, recuerda la importancia de “cuidar al cuidador”, porque "el bienestar global de los familiares va a influir en la calidad de la atención que se preste al paciente con Alzheimer".

Según datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS), "más de 55 millones de personas (el 8,1% de las mujeres y el 5,4% de los hombres mayores de 65 años) viven con demencia", y se calcula que "esta cifra aumentará a 78 millones para 2030 y a 139 millones para 2050".
Biosensor para la detección temprana
Por su parte, el Instituto de Salud Carlos III (ISCIII) reitera, en esta jornada, que "el diagnóstico temprano puede ralentizar el avance de la enfermedad y mejorar la calidad de vida de los pacientes y sus familiares". En este sentido, un equipo de investigadores de este centro y de la Universidad Complutense de Madrid (UCM) desarrollaron un biosensor que "abre las puertas a la detección temprana del Alzheimer mediante un análisis de sangre cuyos resultados estarían disponibles, según los primeros ensayos, en apenas dos horas", explica.

Los resultados de esta investigación, publicados en la revista Analysis and Sensing, describen el uso de una bioplataforma que emplea seis péptidos -autoantígenos- implicados en esta enfermedad como diana de autoanticuerpos. Esta bioplataforma desarrollada supone "un posible avance frente a las tecnologías actuales de neuroimagen que se emplean (tomografía o resonancia magnética), que requieren más tiempo, personal altamente especializado y están limitadas a entornos hospitalarios", destaca este Instituto.

Así, el ISCIII recuerda que esta penúltima semana de septiembre, la Fundación Centro de Investigación de Enfermedades Neurológicas (CIEN) celebra el VIII Congreso Internacional de Investigación en Enfermedades Neurodegenerativas, que coincide con el XV Foro del  Centro de Investigación Biomédica en Red de Enfermedades Neurodegenerativas (Ciberned).
Ensayos sobre el origen
En el ámbito de la investigación, el jefe del Servicio de Neurología y Neurofisiología del Hospital La Luz de Madrid, gestionado por el grupo sanitario Quirónsalud, el doctor David Pérez Martínez, subraya que, "actualmente, hay ensayos en marcha que refuerzan el origen del Alzheimer probando sustancias que eliminan los patógenos presentes en la cavidad bucal que producen periodontitis, y que se ha asociado a la enfermedad".

"Las infecciones crónicas y los cambios en la microbiota intestinal podrían estar detrás del Alzheimer. Recientemente, el Gobierno chino ha aprobado una sustancia (oligomanato) con efecto probiótico sobre la flora intestinal y que parece tener un efecto beneficioso en los enfermos de Alzheimer. No obstante, harán falta más datos para confirmarlo”, apunta David Pérez Martínez.

De esta manera, Pérez Martínez anima a "mantener la esperanza en que la comunidad científica encuentre una terapia efectiva que modifique el curso de la enfermedad". "Las esperanzas están puestas en los avances científicos y tecnológicos", asevera, por otro lado, el Ministerio de Sanidad, que se une a la conmemoración del Día Mundial de esta patología e insiste en la "importancia de seguir trabajando para mejorar la calidad de vida de las personas con Alzheimer  y las personas cuidadoras".



Esta patología se aborda dentro de la Estrategia en Enfermedades Neurodegenerativas, aprobada por el Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud (SNS) en 2016. Este 2021, la cuantía del presupuesto de este plan, que se distribuye entre las regiones, asciende a los 1.409.035 euros, con el fin de "promover actuaciones amparadas en la mejor evidencia disponible para progresar en la prevención, el diagnóstico, los cuidados y el tratamiento, de la mano de las comunidades autónomas, las sociedades científicas y las asociaciones de pacientes", según la cartera sanitaria del Ejecutivo.

A nivel nacional, la Asociación Española de Bioempresas (AseBio) afirma que, según datos de la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (AEMPS), "hay, al menos, 101 ensayos clínicos en marcha para luchar contra esta enfermedad, que supone un coste del 1,5 por ciento del Producto Interior Bruto (PIB)".
"Un día para olvidar"
La Fundación Pasqual Maragall conmemora esta jornada con el lema #undíaparaolvidar, con el objetivo de que su celebración "no sea necesaria en el futuro". Con esta acción, persigue una doble finalidad: "sensibilizar sobre la importancia de invertir en investigación como única vía para encontrar una cura, y potenciar la divulgación de la enfermedad para cambiar su percepción social".

El impacto del Alzheimer en la sociedad se encuentra reflejado en el estudio 'Actitudes y percepciones de la población española sobre el Alzheimer', elaborado por esta Fundación. De él, se desprende que la ciudadanía sitúa el Alzheimer "como la segunda condición de salud que más le preocupa, justo después del cáncer", y que "dos de cada tres personas en España conoce a una persona afectada por Alzheimer".