El presupuesto sanitario de las comunidades autónomas aumenta un 4% de media para 2016

Sin contar a Cataluña, que no lo ha presentado aún

Guardar

fadsp_ccaa
fadsp_ccaa
La Federación de Asociaciones para la Defensa de la Sanidad Pública (FADSP) ha hecho balance de los presupuestos sanitarios de las comunidades autónomas para el año 2016, los cuales aumentaron en un 3,99 por ciento de media con respecto a 2015, pero siguen siendo un 2,91 por ciento menos con respecto a 2010.

Este estudio, que cuenta con la excepción de Cataluña, ya que la Generalitat no ha presentado aún presupuesto alguno, y con la salvedad de que las Juntas de Castilla-La Mancha y Extremadura sí lo hicieron pero no los han aprobado todavía, indica que estas partidas "son un exponente de su preocupación por el sistema sanitario público, y que el actual modelo de financiación autonómico, al hacer transferencias globales para atender todas las competencias recibidas, permite a estas trasladar a los presupuestos su interés por la Sanidad".

La FADSP, que llama a la "prudencia" por las excepciones mencionadas en la investigación, que pueden hacer "que las cifras finales puedan diferir de las que se presentan", manifiesta que, pese al citado incremento presupuestario, no se alcanzan los datos de 2010, ya que se observa un 2,91 por ciento menos. "Aunque se evidencia una recuperación presupuestaria, esta todavía es insuficiente para recuperarse de los recortes de la legislatura anterior", explica.

"De una manera global puede decirse que continúa existiendo una diferencia excesiva entre los presupuestos por habitante de las comunidades autónomas, que necesariamente se expresará en un distinto acceso a las prestaciones sanitarias, fomentando la desigualdad entre territorios", continúa la Federación. Así, existen 539 euros de diferencia entre la de mayor y menor presupuesto por habitante.
Seis regiones superan el presupuesto de 2010
Según expone la FADSP, "Asturias, Baleares, Cantabria, Madrid, Navarra y Valencia superan el presupuesto de 2010, aunque los casos son muy distintos". En este sentido, declara que Asturias y Navarra "estaban entre las que tenían un mayor presupuesto en 2010, mientras que Baleares, Madrid y Valencia estaban situadas en los tres últimos puestos en presupuestos por habitante en 2010, y Cantabria tenía una posición intermedia en ese año".

"Por supuesto hay que tener en cuenta que la financiación es una parte del funcionamiento de la Sanidad, porque con una gestión más eficiente pueden mejorarse los resultados y es bien conocido que la Sanidad pública arrastra problemas importantes de eficiencia que deben abordarse con urgencia", prosigue la Federación, que concreta éstos en "la política farmacéutica, las privatizaciones y la sobreutilización tecnológica", entre otros.