El Consejo Económico y Social constata "grandes variaciones" entre CCAA en gasto sanitario

En su Memoria socioeconómica y laboral del año 2015

Guardar

gasto
gasto
El Consejo Económico y Social (CES) ha constatado, a través de su Memoria socioeconómica y laboral del año 2015 y basándose en datos ofrecidos por el Ministerio de Sanidad, "un aumento del gasto sanitario por habitante, aunque con grandes variaciones según comunidades autónomas".

Según expone el mencionado organismo, se produjo, en concreto, "un aumento del 1,82 por ciento de media en España hasta los 1.232 euros". Los datos de Eurostat, sin embargo, señalan que "el gasto público en España implicó en 2014 una proporción equivalente al 6,1 por ciento, lo que la sitúa por debajo de la media de la Unión Europea", declara, tras lo que asegura que "esta partida experimentó en 2013 un descenso del 3,8 por ciento con respecto a 2012".

"Uno de los factores que más han contribuido a la reducción del gasto sanitario ha sido la implantación de las diversas medidas de eficiencia en el gasto farmacéutico, que no obstante, los últimos e importantes descensos anuales, volvió a incrementarse en 2015 como ha quedado reflejado en ese 1,82 por ciento de incremento del gasto medio por habitante", continúa el CES.

En este contexto, el Consejo pone de relieve "los ritmos distintos en la evolución del gasto sanitario por comunidades autónomas". "Si se toma la información relativa a los presupuestos para la atención sanitaria pública que ofrece el Ministerio de Sanidad, se observa una evolución positiva del importe medio por habitante, que en 2015 se sitúa en esos 1.232 euros, un 1,82 por ciento más que en 2014 y con una previsión de incremento de 3,85 por ciento para el presente 2016", declara.
Diferencia de presupuestos
"Este aumento marcaría una ruptura con el periodo de descenso que se registró en los años precedentes, que con mayor o menor intensidad supusieron una reducción de los recursos destinados a la protección de la salud en todas las comunidades autónomas", prosigue el CES, que indica que "el País Vasco, Navarra y Asturias fueron las comunidades con presupuestos más generosos, en tanto que Andalucía, Valencia y La Rioja presupuestaron cantidades inferiores a la media nacional". "Frente a los 1.584 euros que destinó el País Vasco por habitante el pasado año, Andalucía dedico 1.007 euros, un 50 por ciento menos", concreta.

Por último, esta institución afirma que, "en términos generales y a pesar de la buena valoración subjetiva del estado de salud, seis de cada 10 ciudadanos reconocen padecer algún problema crónico de salud y esa proporción aumenta con la edad". "Pero la salud es muy dependiente del estatus socioeconómico, por lo que existen diferencias de no poca importancia entre las personas que viven en hogares sustentados por trabajadores más cualificados y las que viven en otros con menor cualificación", concluye.