CSIF y PSOE lamentan la reducción del gasto efectuado por Hacienda a la financiación de MUFACE

Anuncian iniciativas parlamentarias

Guardar

csif_psoe
csif_psoe
Integrantes de la Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF) y del PSOE se han reunido este martes, 20 de enero, en el Congreso de los Diputados para analizar la actual situación de la Mutualidad General de Funcionarios Civiles del Estado (MUFACE), que sufrió en su financiación "una contención del gasto" por parte del Ministerio de Hacienda.

El PSOE pidió que el titular de esta cartera del Gobierno, Cristobal Montoro, comparezca en la Cámara para explicar el "recorte" efectuado de las prestaciones y de la atención sanitaria, el cual "afecta a un millón y medio de funcionarios". En este sentido, anunció "una serie de iniciativas parlamentarias".

"No solo es un recorte más para los empleados públicos, es además un recorte más en la prestación sanitaria para personas que ven mermada su atención médica", continuó la portavoz socialista de Administraciones Públicas, Susana Sumelzo, mientras que su homólogo en materia sanitaria, José Martínez Olmos, declaró que "el Gobierno del PP ha estrangulado la financiación de MUFACE y ha desatendido su obligación de resolver los problemas de salud de estas personas, y garantizar sus derechos y su atención sanitaria".
Los funcionarios graves "deberán cambiar de médico y hospital en seis meses"
Por su parte, CSIF expuso que los funcionarios con enfermedades graves "deberán cambiar de médico y hospital en seis meses por los recortes", ya que éstos propiciaron "que las aseguradoras privadas con las que tiene concierto recorten sus cuadros médicos y servicios sanitarios, como se ha podido constatar en Madrid y Barcelona en hospitales del grupo HM y en los del grupo Quirón".

Según señaló esta organización sindical, la instrucción interna de Hacienda para garantizar la continuidad asistencial de estos pacientes más graves "no tiene en cuenta que, a pesar de tener garantizado el tratamiento por el periodo indicado, pueden tener muchos inconvenientes con la prestación de pruebas complementarias necesarias que no estarán cubiertas en los centros hospitalarios donde reciban dichos tratamientos en el periodo indicado".

En este momento ya se encuentra en marcha un estudio de CSIF "para conocer el alcance de los recortes en el conjunto del territorio nacional", así como una petición a la Dirección General de MUFACE de "información detallada de todos los cambios en servicios hospitalarios ocurridos en comparación con el Concierto de 2014 ofertados por las compañías médicas que han suscrito el Concierto 2015".

Por último, este sindicato solicitó una prórroga en el plazo voluntario, hasta el 20 de febrero próximo, que tienen los funcionarios todos los años "para decidir si siguen recibiendo la sanidad a través de MUFACE, o bien, a través de la Seguridad Social, para que puedan adoptar su decisión con criterio". No obstante, subrayó que si los funcionarios deciden trasladarse a la Seguridad Social, "el sistema tendría que asumir de golpe al menos a 1,5 millones de personas".