Jesús Aguilar
Jesús Aguilar

El Consejo General de Farmacéuticos propone integrar a las farmacias en la Red de Vigilancia de la Salud Pública

Esta corporación remite sus alegaciones al proyecto de Real Decreto de Vigilancia de la Salud Pública

Guardar

El Consejo General de Colegios Oficiales de Farmacéuticos (CGCOF) ha remitido sus alegaciones al proyecto de Real Decreto de Vigilancia de la Salud Pública, a través de las que propone integrar a las oficinas de Ffarmacia en la Red de Vigilancia de la Salud Pública.

Según expone esta corporación sanitaria de ámbito nacional, sus observaciones se dirigen "a reforzar la estrategia y herramientas de Salud Pública del Sistema Nacional de Salud (SNS), en beneficio de los ciudadanos, contando con los casi 77.000 farmacéuticos colegiados y las 22.137 farmacias comunitarias, establecimientos sanitarios más cercanos y accesibles a los ciudadanos".

En este contexto, el CGCOF valora "positivamente" la creación de la Red de Vigilancia en Salud Pública (RVSP), prevista ya en la Ley 33/2011 General de Salud Pública, como coordinadora de los diferentes sistemas de vigilancia, manteniendo un funcionamiento continuo e incorporando un sistema de alerta precoz y respuesta rápida.

Junto a ello, esta institución destaca "la sólida formación y experiencia de los farmacéuticos en el ámbito de la Salud Pública". "Sus competencias, académicas y profesionales, recogidas en la legislación, incluyen entre sus funciones la de colaborar en la vigilancia de la Salud Pública", explica.

Farmacias Centinela

Por ello, el CGCOF insta "a que se integre a la red de farmacias en la nueva Red de Vigilancia de la Salud Pública, conformando, así, una Red Nacional de Farmacias Centinela". "De esta manera, dotaremos a la Administración sanitaria de una fuente de inteligencia coordinada, eficaz y que dispone de un amplio alcance territorial y una gran capilaridad en la población", aclara.

"La integración de las farmacias dotará de mayor capacidad de inteligencia en Salud Pública a nuestro SNS y mayor capacidad de respuestas temprana, ágil y coordinada", prosigue esta corporación, que agrega que "la participación de la farmacia se encuentra expresamente prevista tanto en la legislación específica de la Salud Pública (LGSP) como en la regulación propia de dichos establecimientos sanitarios".

El CGCOF, que pide que se amplie la especialización en Salud Pública a los farmacéuticos, entre otros profesionales, "mandato recogido en la Ley General de Salud Pública al señalar que el Gobierno modificaría el decreto de Formación Sanitaria Especializada (FSE)", cree que al citada Red debe actuar "como coordinadora de los diferentes sistemas de vigilancia existentes".

"Se propone la creación de un Comité Técnico Estatal de Vigilancia de Salud Pública, con representación en el Ministerio de Sanidad y en las comunidades autónomas, que coordine la recogida de datos, evalúe su calidad y traslade a las autoridades autonómicas objetivos periódicos", continúa esta institución, que concluye solicitando "que el Real Decreto contemple mecanismos de coordinación y colaboración con las organizaciones colegiales de las profesiones sanitarias".