AMYTS reclama la intervención de la presidenta de Madrid para evitar las concentraciones en Sanidad

Insiste en que no hay acuerdo con el consejero Jesús Sánchez Martos

Guardar

Tras haber denunciado el Colegio de Médicos de Madrid (ICOMEM), la Asociación de Facultativos Especialistas (AFEM) y el sindicato AMYTS los incumplimientos del consejero de Sanidad del Gobierno de la Comunidad de Madrid, Jesús Sánchez Martos, y ante la falta de acuerdo en la reunión mantenida recientemente, el sindicato médico ha elevado a la presidenta del Ejecutivo regional, Cristina Cifuentes, la responsabilidad de alcanzar una entente pública para desconvocar los paros previstos.

Julián Ezquerra Julián Ezquerra

"Tendría que ser la firma de un acuerdo público al más alto nivel, que es la presidenta de la Comunidad de Madrid, si no es en esas condiciones, yo creo que, desde luego, por parte de AMYTS, la desconvocatoria sería imposible", manifestó a Acta Sanitaria el secretario general de esta organización sindical, el doctor Julián Ezquerra, en relación con las concentraciones convocadas en los centros sanitarios autonómicos para los días 8, 15 y 22 de junio.

A juicio del representante del sindicato, en la última reunión celebrada entre las partes, de la cual aseguró que no hay prevista continuidad en forma de un nuevo encuentro, "acuerdos no hubo ninguno". "El consejero se comprometió a efectuar una serie de medidas, como pedir un informe jurídico sobre la carrera, nos dijo que iba a haber un libro blanco en el que se podían aprobar las plantillas, nos dijo que se podía intentar personalizar la aplicación de la jornada; pero eran compromisos, ningún acuerdo", explicó.
Reitera que Sánchez Martos faltó a su palabra
"Eso es lo que a nosotros nos obliga a mantener las concentraciones; AMYTS ya tiene una experiencia contrastada en incumplimientos, no ya de compromisos, de acuerdos", continuó Julián Ezquerra, que añadió que "han sido capaces, esta Administración sanitaria, de incumplir acuerdos publicados en el Boletín Oficial de la Comunidad de Madrid (BOCM), después de haber sido aprobados en Consejo de Gobierno". "Me parece que sería de ilusos pensar que un compromiso nos podía hacer cambiar de opinión", zanjó.

Según indicó el miembro del sindicato, son conscientes en el mismo de "lo que va a decir" el citado informe jurídico en relación con la carrera profesional, el hecho de que "hay una ley que impide el reconocimiento de los niveles". "Lo que estamos diciendo es vaya usted a la Asamblea de Madrid, proponga por trámite de urgencia una reforma o una modificación de la Ley de Acompañamiento de medidas fiscales y permita que se hagan esos reconocimientos; eso sería el compromiso, no un informe", concretó.

"El consejero sigue pensando que este modelo no le gusta, no lo quiere, y que quiere un nuevo modelo de carera", insistió el secretario general de esta organización sindical, que argumentó que en AMYTS están "de acuerdo con este modelo de carrera", que se pactó en el 2007. "Nos parece un buen modelo, que cumple con los criterios establecidos en el estatuto marco y que es equiparable al resto de modelos de carrera profesional del resto de las comunidades autónomas", resumió.
La jornada sigue siendo motivo de disputa
En cuanto a la jornada, Ezquerra señaló que lo que prometió Jesús Sánchez Martos es hablar con los gerentes para ver cómo personalizar la misma, ante lo que el miembro del sindicato demanda que se dé "una instrucción clara de cómo se tiene que ejecutar". "Los compromisos quedan muy bien, pero tienen muy poco recorrido", lamentó al tiempo que sostuvo que la sensación es "más de lo mismo".

"No veo punto de entendimiento, entre otras cosas porque ellos, por encima de todo, lo que ven en la aplicación de la jornada es un ahorro de dinero, y todo lo que significa una aplicación de jornada diferente a ellos les supone que tienen que dejar de ahorrar ese dinero que nos quitaron", subrayó Ezquerra, continuando con este asunto.
Desacuerdo también sobre los Pactos de Gestión
"Ahora mismo, cerca, cerca, estamos en pocos puntos", prosiguió el representante de AMYTS, que considera, en relación con los denominados Pactos de Gestión, que "la Administración no se cansa de reiterar que tiene una sentencia ya que le da la razón". "Yo les digo que yo tengo otra que dice lo contrario, tendrá que ser el Tribunal Superior el que decida", declaró.

Por último, Ezquerra, que confirmó su asistencia y la de los responsables de AFEM, así como probable la de los del ICOMEM, en la puerta del Hospital Universitario Gregorio Marañón de la capital de España, este miércoles, 8 de junio, a las 14 horas, sostuvo que el objetivo es demostrar que los profesionales quieren "hablar de dignidad, de la relación médico-paciente, y de la profesión". "Con nosotros se puede cambiar todo, pero contra nosotros van a tener muy difícil un cambio de la Sanidad", concluyó.