AMYTS, por una reunión no electoral con el consejero de Sanidad de Madrid

Guardar

image__AMYTS_2560728479372893342A la espera de la reunión prometida por el consejero de Sanidad de la Comunidad de Madrid hace dos meses, el sindicato médico AMYTS ya anuncia que no pretende que sea una reunión para beneficio electoral del consejero.

La Asociación de Médicos y Titulados Superiores de Madrid (AMYTS), sindicato mayoritario entre los médicos de la sanidad pública de la Comunidad de Madrid, espera y confía que el consejero de Sanidad,  Javier Rodríguez, fije una reunión inmediata con los representantes de los médicos, a la que se comprometió a los cinco días de su toma de posesión. De esta forma demostraría su voluntad de diálogo sincero y no solo la necesidad de acercamiento exclusivamente con interés electoral, que por otra parte AMYTS, como organización profesional apartidista, no comparte.

El pasado 3 de febrero de 2014, AMYTS celebró una reunión con el nuevo consejero y, dando cumplimiento a lo acordado, le trasladó el día 11 de febrero un escrito con los 18 temas que a juicio del sindicato médico eran los más importantes. Con el fin de priorizarlos y de cara al inicio de un proceso serio y leal de negociación, AMYTS elaboró una encuesta para determinar cuál era la opinión de los facultativos en relación a los asuntos que se habían comunicado al consejero. Se adjunta la valoración encuesta AMYTS.

Una vez trasladado al consejero el resultado de la citada encuesta, se reiteró la petición de celebrar con urgencia una reunión para valorar los asuntos pendientes y confeccionar un calendario de negociación que concluya con el abordaje de los 18 temas pendientes, por entender que todos ellos son importantes e irrenunciables. El esfuerzo realizado por AMYTS y la encuesta que se puso en marcha, respondía a la creencia de que, tras el cambio de consejero y manifestar su deseo de recomponer las maltrechas relaciones con los profesionales, éste era sincero y no dudamos de ello. Pero han pasado dos meses desde aquella primera reunión y AMYTS advierte que el cambio no se plasma en realidades, lo que le inquieta y hace dudar una vez más de las intenciones de este Gobierno. Se acerca un nuevo periodo electoral y con ello las habituales buenas intenciones, anuncios interesados y promesas, que pasado el momento pronto se olvidan.