Ambiente de concordia navideña en el último Consejo Interterritorial del año

Las limitaciones de la Ley de Reproducción Asistida, principal desacuerdo en el CISNS

Guardar

Consejo Interterritorial
Consejo Interterritorial
Dos temas han concitado el máximo interés en el último Pleno del Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud (CISNS) del año: el de la Reproducción  Humana Asistida, en donde se suscitaron algunas discrepancias, y el de limitar el consumo de cigarrillos electrónicos, en donde se registró acuerdo. Con una agenda de 26 puntos, más los consabidos "ruegos y preguntas", los consejeros, a falta de los populares Rocío Mosquera, de Galicia, y Ricardo Oliván, de Aragón,   fueron bastante expeditivos. (En los pasillos se atribuían las ausencias a los compromisos típicos de estas fechas.)

La reproducción humana asistida, cuya entrada y regulación en la cartera de servicios comunes se sometió a debate, despertóo controversia manifiesta entre algunos consejeros, como Faustino Blanco, del Principado de  Asturias, y la nueva consejera  andaluza de Igualdad, Salud y  Políticas Sociales, María José Sánchez Rubio, que atribuyeron a criterios ideológicos las modificaciones para su introducción en la Cartera de Servicios del SNS.  En el sentido contrario, hubo gran consenso en  la prohibición del uso del cigarrillo electrónico en el ámbito educativo, asistencial, en la Administración y en los espacios comunes, hasta que el Parlamento español, en consonancia con la normativa europea, lo reglamente a nivel estatal.

Jon Darpón, Ana Mato y Pilar Farjas

Pero lo cierto es que los consejeros regionales salían de la reunión sobre las 14 horas (el Pleno del CISNS se había iniciado después de las 11 de la mañana) con las mismas ideas que habían expuestos a las puertas del ministerio antes de comenzar.
La actualidad en la rueda de prensa
Los temas más frescos de la actualidad sanitaria se trataron en la rueda de prensa que siguió a la reunión interterritorial,  y versaron, por ejemplo, sobre la amenaza que se cernía -hasta que Eurovegas se marchó- sobre la modificación de Ley del Tabaco y a la que, según apreciaciones  del colega que preguntaba, la ministra parecía bastante propicia. Mato desmintió tajantemente tal extremo y aclaró que tenía una postura de escuchar a todo el mundo, ya que había de por medio muchos puestos de trabajo.

En cuanto a la aplicación del copago sanitario, la ministra también mostró una gran seguridad al remitir al interpelante a que ya estaba previsto en la Cartera de Servicios, al igual que el copago de oficina de farmacia, y  aseguró que las Comunidades Autónomas ya trabajaban en los mecanismos técnicos para ponerlos en marcha.

A otra pregunta, en la que se le recordó que la revista científica Lancet  hablaba de la "erosión" de la universalidad del sistema sanitario español,  Ana Mato respondió, con más seguridad que en otras ocasiones, que no compartía el estudio y se remitió al reciente informe de la OCDE que, según dijo, nos situaba en el gasto sanitario medio de la  UE.
Los españoles que se marchen no perderán sus derechos sanitarios
Pilar Farjas, Ana Mato y Javier Castrodeza. Pilar Farjas, Ana Mato y Javier Castrodeza.

En cuanto a que los españoles desempleados se les limiten los derechos sanitarios si permanece fuera más de 90 días, la ministra lo desechó afirmando que todos los españoles tienen cobertura sanitaria en nuestro país. Explicó que las personas que trabajen fuera de nuestro país estarán sujetas a la reglamentación del país donde está trabajando y que al volver volvería a disfrutar de sus derechos sanitarios. Antes de entrar a la sesión,  J.Ignacio Echániz, consejero de Salud de Castilla la Mancha y encargado de las lides sanitarias en el PP, aseguró no saber nada de este tema. Más tarde, otra persona del Ministerio habló de "una ocurrencia" de Fátima Báñez, la ministra de Trabajo y Seguridad Social.
Los productos homeopáticos garantizados con su regulación
La ministra se mostró evanescente en algunas de las cuestiones planteadas, como si la regulación de los caros productos homeopáticos suponía un negocio para su Ministerio, a lo que ni siquiera contestó. Fue Pilar Farjas, la secretaria general de Sanidad y Consumo, la que esgrimió cuestiones jurídicas y de homologación europea,  y se refirió a leyes del 94, 2001 y finalmente del 2007. Aseguró el total apoyo de la CCAA  y apreció que la regulación aporta garantías e información veraz.

Finalmente inquirieron a la ministra su opinión acerca de la controvertida ley del aborto, próxima a su aprobación; contestó que era una ley del Gobierno y que, como tal, participaban todos los ministerios, pero al que le competía de lleno, recordó, era al ministro de Justicia, Alberto Ruiz Gallardón, aunque precisó que ella estaba de acuerdo, ya que la ley obedece al programa del PP y obvió entrar en valorar su contenido.

Anteriormente a que se plantearan estas cuestiones, la ministra había entrado en la sala habitual de las ruedas de prensa que se celebran tras el Consejo Territorial, escoltada por la secretaria general, Pilar Farjas, y por Javier Castrodeza, director general de Ordenación Profesional. Mato habló  de dificultades y logros; entre estos últimos, citó el Acuerdo Marco firmado el pasado julio con médicos y enfermeros, al que en "octubre se añadiría otro acuerdo con los farmacéuticos".
Presentación  de El Libro Blanco, una propuesta del CI
Como una de las grandes consecuciones,"propuesta del Consejo Interterritorial", citó  El Libro Blanco que acababa de presentar a los consejeros, y que calificó de "magnífico" y "concienzudo trabajo" ; adelantó que estaba compuesto por 60 medidas distribuidas o articuladas en cinco bloques, que fue desgranando.

Como reto, Ana Mato calificó el  hacer compatible la historia clínica electrónica en todas la comunidades españolas y apuntó a que se estaba haciendo un "pilotaje" en las comunidades de Canarias, Castilla-La Mancha y Extremadura.

Como novedades introducidas en la Cartera de Servicios Sanitarios se refirió al cribado de cáncer colorrectal; el neonatal  "que se procurará que esté listo en 15 días después de efectuar las pruebas", y aplicando criterios de calidad. Anunció que, por primera, vez se introducía en nuestra legislación la Cosmetovigilancia, similar a la Farmacovigilancia.
Discrepancias andaluzas
María José Sánchez Rubio María José Sánchez Rubio

Como nueva en la plaza que es, la consejera de Igualdad, Salud y Políticas Sanitarias de la Junta de Andalucía, María José Sánchez Rubio, se mostró tan "arriscá" como su predecesora María Jesús Montero y fue la única consejera que se sentó en el estrado y compareció ante los medios antes que la propia Mato. Tras dejar claro, una vez más, su desacuerdo con las limitaciones a la Reproducción Asistida , "que deja apartadas a las mujeres solas y a colectivos como gays y lesbianas", aseguró que la Junta iba a ofrecer estos servicios como hasta ahora. (Faustino Blanco  también aseguró su aplicación, aunque trasladándola a la Cartera Suplementaria de Servicios de Asturias). Más adelante evaluó que esta práctica  no supone apenas  gastos a considerar y apuntó a razones ideológicas, "que además vienen a contradecir la ley 14/2006 sobre Reproducción Humana Asistida", por lo que habló de retroceso del sistema. Sánchez Rubio también mostró su desacuerdo con la Aplicación Sanitaria en personas en situación de riesgo, que aunque serán atendidas, se les pasará factura en caso de que estén fuera de sistema. Por último valoró positivamente que las patologías mentales dejen de estar estigmatizada.

 

Comunicado oficial del CISNS (18.12.13)