Política y Sociedad También asegurará que no exista formación de este tipo en las universidades

El Plan contra las Pseudociencias incluirá cambios normativos sobre publicidad engañosa e intrusismo

Los ministros de Sanidad, María Luisa Carcedo, y de Ciencia, Pedro Duque, han presentado las primeras claves del Plan de Protección de la Salud frente a las Pseudociencias, que incluirá cuatro líneas de actuación y 20 medidas, entre las que se incluyen cambios normativos para luchar contra la publicidad engañosa y el intrusismo.

Pedro Duque y María Luisa Carcedo

Para plantear la necesidad a cubrir por parte de este nuevo proyecto, María Luisa Carcedo explicó que a pesar de que la actividad médica es la actividad profesional mejor valorada, “el recurso de las pseudoterapias no es residual”. De hecho, según un sondeo de la Fundación Española Para la Ciencia y la Tecnología (FECYT), casi el 60 por ciento de la población cree que la acupuntura funciona y cerca del 53 por ciento considera que los productos homeopáticos son efectivos.

Además, describió la ministra de Sanidad, según el Barómetro del Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS) de febrero, a lo largo de 2017, más de un 6 por ciento acudió a un profesional de la acupuntura, mientras que casi un 10 por ciento visitó la consulta de un homeópata. “Esta realidad nos aconseja tener una actitud activa” para “aclarar qué significan estas ofertas”, apuntó.

De ahí nació la colaboración entre ambos entes ministeriales para crear este Plan de Protección de la Salud frente a las Pseudociencias que, según Carcedo, tiene como objetivo primero “defender la salud”. Tras ello, planteó como meta a alcanzar la protección de la ciudadanía frente al riesgo para la salud que proporciona el uso de las pseudoterapias, proporcionar información veraz y rigurosa y asegurar que la formación sanitaria en las universidades no incluye programas y contenidos sin evidencia científica.

Informes y cambios legislativos

En cuanto a la información veraz, esta partirá de la Red Española de Agencias de Evaluación de Tecnologías Sanitarias y Prestaciones del Sistema Nacional de Salud (REDETS), que elaborará un informe de actualización periódica que evalúe la situación de las pseudoterapias en España. Este documento podrá ser consultado por la población general.

Es en el punto de la publicidad engañosa en el que se incluyen los cambios más importantes, puesto que será necesaria una modificación normativa, a través de la elaboración de un Real Decreto de Protección de la Salud frente a las Pseudoterapias, que evitará la promoción comercial de prácticas “no amparadas por la ciencia” en ámbitos como Internet, redes sociales, actos y jornadas formativas.

No será el único cambio normativo, puesto que está previsto que la estrategia incluya una modificación del Real Decreto 1277/2003, sobre autorización de centros, servicios y establecimientos sanitarios, con el fin de asegurar que todos ellos y sus profesionales cuenten “con el aval científico” y con la titulación sanitaria reconocida oficialmente.

Medidas en la Universidad

Pedro Duque, a continuación, expuso las medidas que se tomarán en el ámbito universitario en relación con la formación de los profesionales sanitarios. “No podemos permitir que ciertas universidades estén impartiendo docencia que no esté basada en el conocimiento real”, explicó.

Así, se reforzará la verificación de títulos oficiales y propios y los contenidos formativos en Grados y Máster. Además, se prevé que no haya presencia de contenidos pseudocientíficos en la formación sanitaria especializada, con la supervisión de la Comisión de Formación Continuada de las Profesiones Sanitarias del Sistema Nacional de Salud (SNS).

Según describió Duque, se plantean dos programas para afianzar este Plan. Por un lado, se creará un programa de cultura científica, con iniciativas de educación para jóvenes, actividades de divulgación científica para “promover el pensamiento crítico y racional”. “Toda evidencia es valiosa”, expresó, aunque “hay que diferenciar las anécdotas de las evidencias”. “No es un sesgo hacia una dirección, sino que todos vayamos en la dirección correcta”, reflexionó.

Ayuda de los medios

Por otro lado, el Ministerio de Ciencia impulsará un acuerdo con los medios por la información científica, para poder asegurar que esta es “rigurosa y veraz”. Por ello, Duque se comprometió a “proveer fuentes de información” para conseguir “una sociedad crítica” sin pretender “quitar las creencias personales” a los ciudadanos.

Con este Plan se da “un paso importantísimo”, según el titular de la cartera científica, para luchar contra las pseudociencias. Estas primeras líneas serán debatidas, de hecho, en el Consejo Interterritorial del SNS que se celebrará este jueves, 15 de noviembre, y, a partir de ahí, se procederá a su desarrollo. “No necesitamos este Plan para actuar frente a estas prácticas, pero va a ayudar a que la ciudadanía esté más informada para renunciar a este tipo de soluciones mágicas”, concluyó Carcedo.

Deja un comentario