Política y Sociedad Según un estudio realizado a 100 pacientes tratados por coronavirus

Los pacientes con más omega-3 en sangre podrían tener menos probabilidad de morir por Covid-19

— Madrid 15 Ene, 2021 - 10:47 am

Un estudio piloto preliminar ha mostrado que los pacientes con mayor cantidad de omega-3 en su organismo tenían un 75% menos de posibilidades de morir por Covid-19.

El estudio piloto se realizó utilizando sangre extraída de 100 pacientes tratados por Covid-19 en el prestigioso Centro Médico Cedars Sinai en Los Ángeles (EE.UU.). La sangre se analizó utilizando la prueba desarrollada por el doctor William Harris, uno de los autores de este estudio y miembro de la Escuela de Medicina de Sanford en la Universidad de Dakota del Sur.

Una situación sin precedentes llevó a una publicación temprana

La investigación se ha publicado en el portal medRχiv, donde la investigación preliminar está disponible mientras aún se encuentra en el proceso de revisión por pares. “Esta es la primera vez que publico un manuscrito en un sitio público mientras se está revisando por pares”, ha reconocido Harris.

En este sentido, el autor ha subrayado “con letras grandes y en negrita, que aún no ha sido revisado por pares y no debe usarse para un tratamiento directo”. Sin embargo, insiste en la idea de que “los datos deberían estar disponibles para que la gente los use”.

El experto ha mencionado también la complicada situación de crisis sanitaria y global que están sufriendo prácticamente todos los países del mundo. Por ello, “dada la situación de Covid-19, y lo que sabemos sobre la seguridad de los omega-3, hizo que me planteara que estaba bien publicarlo así”, añadió.

Resultados en el grupo superior de omega-3

Respecto a los pormenores relacionados con el estudio actual, los 100 pacientes que participaron en el ensayo se agruparon en cuatro cuartiles de acuerdo con su O3I. Cabe señalar que el punto de corte para el cuartil más alto fue de un O3I (5.7%).

Concretamente, los resultados brutos mostraron que un paciente en el cuartil más alto murió, mientras que hubo 13 muertes para los pacientes que se encontraban dentro de los tres cuartiles inferiores. Después de un análisis de regresión para corregir las diferencias de edad y sexo, aquellos con los niveles más altos de EPA y DHA en la sangre tenían un 75% menos de probabilidades de morir en comparación con aquellos en los tres cuartiles inferiores (p = 0,07).

Esto significa que el riesgo relativo de muerte fue aproximadamente cuatro veces mayor en aquellos con un O3I más bajo (<5,7%) en comparación con aquellos con niveles más altos.

La conclusión del estudio

Según las declaraciones del autor principal, Arash Asher, director de supervivencia y rehabilitación del cáncer en Cedars-Sinai, “los observadores deben tener en cuenta las limitaciones del estudio”. Es decir, a pesar de calificar los resultados como “muy sugerentes y prometedores”, Asher cree que es pronto para sacar conclusiones que deban ser decisivas en el ámbito de la medicina.

Otro expertos consultados como Mikel García Iturrioz, director técnico de Misohi Nutrición, consideran que, debido a sus propiedades antiinflamatorias, inmunomoduladoras y otras diversas propiedades beneficiosas, los suplementos de ácidos grasos omega-3 EPA y DHA podrían desempeñar un papel como una opción saludable de suplemento durante esta situación pandémica en curso.

Tratando de evitar la “tormenta de citocinas”

Las complicaciones graves por Covid-19 se deben, en gran parte, a la sobrecarga del sistema inmunológico del huésped que conduce a una “tormenta de citocinas”. Esto da lugar a coagulación intravascular diseminada, síndrome de dificultad respiratoria aguda, síndrome de disfunción multiorgánica y muerte.

Los omega-3 EPA y DHA podrían ser de ayuda reduciendo la producción de mediadores proinflamatorios. El DHA y el EPA son precursores de partículas llamadas resolvinas D y E, que reducen los mediadores proinflamatorios, lo que reduce el reclutamiento de neutrófilos pulmonares, aumenta la apoptosis por macrófagos y, posteriormente, disminuye la producción de IL-6 broncoalveolar y, como resultado, disminuye la inflamación del pulmón.

Referencias

Arash Asher, Nathan L. Tintle, Michael Myers, Laura Lockshon, Heribert Bacareza, William S. Harris. Blood omega-3 fatty acids and death from COVID-19: A Pilot Study. MedRxiv 2021.01.06.21249354.