Política y Sociedad será el primer examen de acceso a residencia que se celebre en plena pandemia covid-19

A falta de un mes para el MIR 2021, los estudiantes de Medicina piden “garantías de calidad” y “seguridad”

El sábado, 27 de marzo, está prevista la celebración de la prueba selectiva 2020-2021 para Médico Interno Residente (MIR) y, con un mes por delante, el presidente de la Confederación Estatal de Estudiantes de Medicina (CEEM), Ángel Benegas, pide, en declaraciones a Acta Sanitaria, “que se cumplan todas las garantías de calidad para poder celebrar la prueba presencialmente, de forma que la seguridad que tienen que tener nuestros compañeros y el personal del Gobierno que esté en la prueba sea esencial”.

“Pedimos colaboración en este sentido”, agrega el máximo representante de los alumnos de este Grado, ya que este será el primer examen MIR que se celebre en plena pandemia, pues el año pasado se realizó el 25 de enero. La convocatoria de este 2020, para el acceso en 2021, contempla 7.989 plazas MIR, “con un incremento de 374, el 4,9 por ciento más en relación con el año 2019″, según el Centro de Estudios del Sindicato Médico (CESM) de Granada.

Mientras, el pasado 25 de febrero, el Ministerio de Sanidad hizo pública la lista de admitidos, así como la de no admitidos, a la prueba selectiva 2020-2021 para MIR, en la cual admite a un total de 14.425 aspirantes de cara al 27 de marzo.

Ángel Benegas valora que “este año se haya vuelto a aumentar el número de plazas ofertadas, pero ha caído el número de personas inscritas. No sabemos si atribuir esto al hecho de que el famoso embudo de acceso a la residencia se está viendo reducido o porque Europa, en esta situación de pandemia, está ofertando unos contratos tan ambiciosos que la gente decide posponer la prueba de acceso para otro momento”.

Con base en estudios demográficos

“Nosotros pedimos al Ministerio que el aumento de plazas se haga con base en todos los estudios demográficos que existen, no podemos ofertar plazas de una especialidad a lo loco, cuando puede ser que en ciertas comunidades lo que hace falta es otra especialidad”, señala el presidente de CEEM.

Por otro lado, el máximo representante de este Consejo apunta que, desde esta organización, consideran que “el diseño que tiene el examen MIR actualmente no responde a la discriminación de los aspirantes en función de sus aptitudes, a esa clasificación de los estudiantes según lo que saben de Medicina, sino que es una necesidad de establecer un número entre todos los aspirantes y ya”.

Un temario único

Por ello, “debemos tener un temario único, que solo se conseguiría si, desde el Ministerio, se trabaja junto con la Conferencia Nacional de Decanos de Facultades de Medicina (CNDFM), para que haya un temario único y cerrado. Somos de las pocas oposiciones donde el temario no es que sea abierto, es que es una palabra: la Medicina”, destaca Benegas.

“No queremos pedir un temario único para que se reduzca el contenido, sino para saber dónde buscar bibliografía y demás”, concreta el presidente del CEEM, organismo desde el que reivindican “la posibilidad de hacer el examen MIR en cualquiera de las lenguas cooficiales del Estado”.

Posibilidad de una segunda fecha

En referencia a la propuesta de la CESM para que la cartera sanitaria del Gobierno habilite una segunda fecha del examen para aquellos aspirante que, por motivos relacionados con la Covid-19, no puedan acudir el 27 de marzo, este Consejo “ni lo apoya, ni deja de apoyarlo, no estamos posicionados al respecto porque no tenemos una opinión clara del estudiantado, ya que no se ha preguntado”, revela Benegas.

No obstante, esta organización espera “que el Ministerio atienda todas las solicitudes de todos nuestros compañeros y que tenga en cuenta todas las consideraciones que hay, el momento que estamos viviendo y las situaciones que se pueden dar”.

Elección telemática

El presidente del CEEM recuerda que “el Ministerio ya ha dicho que la elección de plazas MIR va a ser telemática. Nosotros no estamos ni a favor, ni en contra, lo que queremos es que se haga con todas las garantías, como si fuera presencial”.

“Por ejemplo, presencialmente, si yo estoy en el número 500 y mi pareja está en el 800, yo puedo dejar correr y elegir el 799 para poder irnos juntos a otra ciudad. Eso, el año pasado, a nivel telemático, no se pudo hacer, si un candidato rechazaba su plaza, la rechazaba y ya. Pedimos que se tengan en cuenta todas las quejas y sugerencias que el año pasado se recogieron en el Ministerio, que tenemos constancia de que nuestros compañeros las dejaron por escrito”, relata Benegas.

Por último, el máximo representantes de los alumnos de Medicina manda un mensaje de ánimo para los compañeros que el 27 de marzo se enfrentarán al examen más importante de su carrera profesional: “que vayan tranquilos, es un mal trago de cuatro horas que se pasan muy mal, pero, una vez que acaben, ya podrán ser libres y disfrutar, dentro de lo que cabe con la pandemia”.