Política y Sociedad Alianza entre ambas compañías farmacéuticas

Merck y Pfizer presentan en España la inmunoterapia Bavencio, para carcinoma de células de Merkel

La compañía de ciencia y tecnología Merck y la biofarmacéutica Pfizer han presentado el fármaco Bavencio (avelumab), que llega a España fruto de la alianza entre ambos laboratorios como primera y única inmunoterapia para el tratamiento de pacientes adultos con carcinoma de células de Merkel metastásico.

La presentación de este fármaco corrió a cargo de la directora Médica de Merck, la doctora Isabel Sánchez Magro; su homóloga en el área de Oncología de Pfizer, la doctora Cecilia Guzmán; la miembro del Servicio de Oncología Médica del Hospital Clínic de Barcelona e investigadora del equipo Genómica traslacional y terapias dirigidas en tumores sólidos del Institut d’Investigacions Biomèdiques August Pi i Sunyer (IDIBAPS), la doctora Ana Arance; y la integrante del Instituto Oncológico Teknon y del Hospital Universitario Vall d’Hebron de Barcelona, Jaume Capdevila.

Isabel Sánchez Magro se refirió a la alianza nacida en 2014 entre Merck y Pfizer para sacar adelante Bavencio como un reflejo de “lo que ocurre cuando dos grandes compañías mantienen un firme compromiso con los pacientes que se encuentran en una situación de especial vulnerabilidad y se unen para investigar terapias frente a una patología de muy baja incidencia”.

Cecilia Guzmán, por su parte, aseguró que el hecho de que “dos grandes compañías se unan en un proyecto común es una maravilla”. “La alianza lleva ya unos años trabajando conjuntamente” para conseguir presentar en España una inmunoterapia para una enfermedad metastásica para la que hasta ahora no se tenía tratamiento indicado y para la que menos del 20 por ciento presenta, actualmente, una supervivencia superior a cinco años.

Una enfermedad “ultra rara”

En Europa se diagnostica esta patología en alrededor de 2.500 casos cada año y, en su gran mayoría, a pacientes añosos, de más de 75 años, o que presentan alguna otra enfermedad que provoca un estado de inmunosupresión a los pacientes. “Con la inmunoterapia, estamos viendo que podemos conseguir remisiones en los tumores”, explicó Ana Arance, y esto es lo que se consigue con Bavencio.

Según detalló esta oncóloga, el carcinoma de Merkel es un cáncer de piel poco frecuente, más agresivo que el melanoma y considerado una enfermedad “ultra rara”. “Las opciones de tratamiento hasta ahora eran muy pocas”, aseguró, por lo que se trata de “un cambio muy importante en este tumor” que, hasta el momento, “estaba olvidado”.

Jaume Capdevila incidió en el hecho de que los pacientes, en su mayoría, son diagnosticados sobre los 80 años. “Por muy bien que esté, hay que ofrecerle quimioterapia para carcinoma pulmonar”, prosiguió, lo que no es completamente efectivo. De hecho, la supervivencia desde ese momento se estima en entre cuatro y seis meses incluso con este tratamiento, “La necesidad era básica”, expresó.

Alta supervivencia y baja toxicidad

La mayoría de los pacientes para el ensayo de Bavencio cumplían con los criterios de exclusión de un estudio, por lo que el reto para Merck y Pfizer fue aún mayor. Finalmente se analizó a 88 pacientes que ya habían recibido quimioterapia y a unos 115 que no se les había indicado. Sobre estos últimos, al ser un estudio a largo plazo, aún no se cuenta con los suficientes datos.

Sin embargo, sobre aquellos que sí habían recibido quimioterapia se obtuvo una reducción de más del 30 por ciento del tumor en el 33 por ciento de los casos. “Era inimaginable de entrada”, aseguró este oncólogo del Instituto Oncológico Teknon, que apuntó a un 80 por ciento de supervivientes a los dos años.

En alrededor de un 30 por ciento de los pacientes, la enfermedad no progresó y, además, solo se notificaron tres pacientes con una toxicidad grave, algo poco frecuente. “Si somos capaces de trasladar los datos de segunda línea a primera, conseguiremos cambiar la historia de la enfermedad”, concluyó Capdevila.

Deja un comentario