Política y Sociedad Actualización aprobada por el Consejo Interterritorial del SNS

Mejorar la calidad de la atención a los pacientes, objetivo de la Estrategia en Cáncer 2021

— Madrid 2 Mar, 2021 - 1:38 pm

Mejorar la calidad de la atención que reciben las personas enfermas de cáncer y sus familias es el objetivo de la Actualización de la Estrategia en Cáncer 2021, aprobada por unanimidad en el pleno del Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud (SNS).

Dicha actualización ahonda en aspectos claves del abordaje del cáncer, como la prevención mediante estilos de vida saludables; el diagnóstico precoz; la progresiva extensión del modelo de atención multidisciplinario y cooperativo basado en redes asistenciales entre profesionales y centros; el enfoque específico de algunos tumores, a través de centros de referencia nacionales y europeos; y los avances en Medicina de Precisión.

Asimismo, este documento, coordinado por el Ministerio de Sanidad y en el que se vino trabajando en los últimos meses, es el resultado del consenso de las sociedades científicas, asociaciones de pacientes, el Instituto de Salud Carlos III (ISCIII) y las Administraciones comunidades autónomas. Además, también se ocupa de retos “aún no suficientemente resueltos”, como la atención psicológica y la evaluación de las necesidades de los pacientes que sobrevivieron al cáncer.

Esta Estrategia, dirigida a mejorar la calidad de la atención que reciben las personas enfermas de cáncer y sus familias, recoge 40 objetivos, 52 acciones para alcanzarlos, 99 indicadores de evaluación de la consecución de estas metas y acciones y cinco líneas de actuación: promoción de la salud y prevención en cáncer, atención sanitaria, atención sanitaria a la infancia y adolescencia, datos e información de cáncer e investigación.

Objetivos y recomendaciones

Para ello, este documento establece un conjunto de objetivos y recomendaciones sobre la calidad de las intervenciones y resultados de los servicios y de la atención sanitaria. Los mismos de la Estrategia en Cáncer del SNS están alineados con los del Plan Europeo, aprobado el 3 de febrero, y se trabajarán conjuntamente durante los próximos años de implementación.

Así, este plan desarrolla el Código Europeo contra el Cáncer, que define 12 recomendaciones dirigidas a la ciudadanía para prevenir el cáncer y se incorporan nuevos aspectos en la prevención del cáncer asociado al ámbito laboral y a la exposición al radón.

“La progresiva extensión del modelo de atención multidisciplinario es relevante en la atención oncológica”, por lo que este documento señala “la importancia de un acceso rápido cuando hay síntoma de riesgo de diagnóstico de cáncer, así como una mejor conexión entre Atención Primaria y Hospitalaria”.

La nueva Estrategia apunta a la Medicina de Precisión como “nueva manera de abordar el diagnóstico y el tratamiento del cáncer, no solo por los biomarcadores asociados a la decisión terapéutica, sino, también, por la posibilidad de estratificar mejor la enfermedad, el pronóstico y por evaluar la predicción de la respuesta al tratamiento o de la toxicidad”.

Acuerdo sobre la Covid-19 y cáncer

También, el pleno del Consejo Interterritorial del SNS aprobó el acuerdo sobre la Covid-19 y la prevención y el control del cáncer, que da respuesta al mandato de la Comisión de Sanidad y Consumo del Senado, de octubre de 2020, y que fue elaborado y consensuado por el Comité de Seguimiento y Evaluación de la Estrategia en Cáncer del SNS, formado por las sociedades científicas y asociaciones de pacientes relacionadas con cáncer, las Administraciones de las comunidades autónomas, el ISCIII y el Ministerio de Sanidad.

Este documento reflexiona sobre el impacto que la pandemia de la Covid-19 pudo tener en la atención al cáncer, que, aunque aún no se conoce de manera global, sí se observa la interrupción de procedimientos y tratamientos de riesgo, y una mayor presión en la capacidad hospitalaria y la Atención Primaria.

Así, se acordaron prioridades de actuación a implementar en el SNS con el objeto de mejorar la atención sanitaria a las personas con cáncer durante la pandemia. Se evaluará el impacto de la pandemia de la Covid-19, mediante análisis de los datos asistenciales y epidemiológicos disponibles de todo el sistema sanitario, y se mantendrán los programas de cribado.