Tecnología e Investigación Encuesta en TIC y Salud 2014, de Cataluña

Las tecnologías, un “elemento estructural del sistema” en los procesos asistenciales, según Boi Ruiz

— Barcelona 23 Dic, 2014 - 1:59 pm

En el transcurso de una jornada denominada “Mapa de Tendencias de la Fundación TicSalut”, celebrada recientemente en Mataró, el consejero de Salud de Cataluña, Boi Ruiz, ha manifestado que las tecnologías son un “elemento estructural del sistema” en los procesos asistenciales.

Boi Ruiz.

Boi Ruiz.

Durante el acto, la Fundación TicSalut presentó los resultados de la Encuesta en TIC y Salud 2014, un estudio anual que lleva a cabo desde el año 2007, por encargo del Departamento de Salud, y que permite conocer el desarrollo y la utilización de las TIC en el ámbito de la Salud en Cataluña. El consejero se refirió, asimismo, a la jornada, como “vital para que la Administración pueda adaptarse a los cambios y seguir el ritmo de crecimiento de la sociedad”.

En esta línea, Boi Ruiz hizo hincapié en la facturación de la actividad no presencial, que incluye el nuevo sistema de contratación de servicios del Servicio Catalán de la Salud (CatSalut), que entra en vigor el próximo 1 de enero de 2015. Recordó, igualmente, la demanda de la ciudadanía del 061 CatSalut Responde, que es “la puerta de entrada al sistema sanitario catalán”. Este servicio resuelve el 42% de las peticiones de los usuarios sin necesidad de mover ningún recurso, sólo con atención telefónica. Además, los profesionales sanitarios acceden directamente a la Historia Clínica Compartida para conocer el historial médico de la persona.

Comunidades virtuales

De los resultados destaca el importante incremento de las comunidades virtuales entre profesionales, entre pacientes y profesionales, pero sobre todo, entre pacientes. En la actualidad, un 38,5% de los centros disponen de comunidades virtuales entre profesionales, un 28,5% entre profesionales y pacientes, y un 30% entre los propios pacientes.

Las comunidades virtuales entre pacientes, que han pasado de un 5% en 2013 a un 30% este año, fueron creadas por los propios centros sanitarios para poner en relación a los pacientes que comparten una patología común, favoreciendo así que asuman un mayor protagonismo en la gestión de su salud.

Para Enrique Llopis, project manager de la Fundación TicSalut y responsable del estudio, “las nuevas tecnologías tienen una presencia cada vez mayor en nuestro día a día, y esto también se refleja en el ámbito de la salud. El desarrollo de nuevas formas de comunicación e interacción con los pacientes como las comunidades virtuales, la telemedicina, las apps de salud, etc., dan respuesta a las demandas crecientes de una mayor autogestión de la enfermedad, lo que se ve reflejado claramente en los resultados de la encuesta de este año”.

Telediagnóstico, teleconsulta y telemonitorización

Un 51% de los centros de salud catalanes de la red pública emplean el telediagnóstico, un 50% la teleconsulta y un 11% la telemonitorización. Además, un 19% de los dispositivos informáticos de uso asistencial de los centros sanitarios son móviles, el 63% de los centros permiten acceder a los datos de salud mediante portátiles, un 37% mediante tabletas y un 21% a través de smartphones.

La encuesta también puso de relieve que la Historia Clínica Compartida de Cataluña (HC3) es una herramienta consolidada en todos los centros sanitarios catalanes, con un 100% de hospitales y centros de Atención Primaria de la red pública conectados a HC3, y con un gran incremento respecto al año pasado en los centros de salud mental (se pasó del 17 al 73%) y en los centros sociosanitarios (del 38 al 78%). Cabe destacar también que el 43% de los centros sanitarios ya no manejan las historias clínicas en papel y que ningún centro imprime las placas radiológicas de forma habitual.

Historia clínica electrónica

Por su parte el Dr. Jordi Martínez, director de Innovación de la Fundación TicSalut, explicó que, de acuerdo con la escala EMRAM, que clasifica los centros del 1 al 7 conforme su grado de implantación y uso de la historia clínica electrónica, un 13% de los centros catalanes están en nivel 6, un 4,3% más que el año 2013 y un 10,1% por encima de la media europea.