Política y Sociedad Estudio de la Federación de Asociaciones en Defensa de la Sanidad Pública

La privatización sanitaria aumentó en 2016 en todas las comunidades autónomas

— Madrid 10 Abr, 2018 - 1:45 pm

La Federación de Asociaciones en Defensa de la Sanidad Pública (FADSP) ha publicado un informe en el que analiza los datos disponibles sobre el grado de privatización de los servicios sanitarios de las comunidades autónomas, que muestra un aumento de este aspecto en todas las regiones en el año 2016.

Marciano Sánchez Bayle

“El informe no recoge en sus resultados el hecho más relevante que se ha producido en cuanto a desprivatización en el país, la reversión del hospital de Alcira el 1 de abril de 2018 a la red sanitaria pública”, advierte la FADSP que asegura que “esta recuperación, así como el anuncio realizado por la misma comunidad de reversión del hospital de Denia, constituyen los hechos más esperanzandores al respecto y evidencian que la clave de la privatización/desprivatización sanitaria está en la voluntad política de las Administraciones públicas”.

La Federación, que critica también la falta de transparencia por parte de las comunidades autónomas en este sentido, explica, además, que en su informe se evalúan aspectos de aseguramiento, financiación privada (en seguros sanitarios y gasto de bolsillo), recursos del sector privado y porcentaje de gasto sanitario público dedicado directamente a contratación con los centros privados, así como la existencia de formulas de colaboración público-privadas establecidas en la comunidad autónoma.

Las variables analizadas han sido las siguientes: porcentaje de población cubierta por Mutualidades de Funcionarios; gasto en seguros privados per cápita (euros/año); gasto sanitario de bolsillo per cápita (euros/año); porcentaje de camas hospitalarias privadas sobre el total; porcentaje del equipamiento de alta tecnología en hospitales privados sobre el total; porcentaje del gasto sanitario dedicado a contratación con centros privados; y presencia de modelos de colaboración público-privada.

“Se ha producido un aumento de la privatización, en la provisión y en la financiación de nuestro sistema sanitario en general, especialmente importante a partir de 2009 (se ha pasado del 24,6% del gasto sanitario total en este año al 29,4% en 2016, según los datos de la OCDE) y también se han incrementado los conciertos, el aseguramiento privado y el gasto de bolsillo”, asegura la FADPS en sus resultados.

Grados de privatización

De esta manera, se muestran como comunidades autónomas con mayor grado de privatización la de Madrid, Cataluña, Islas Baleares, Islas Canarias y País Vasco. Tras ellas, con un grado intermedio, figuran Comunidad Foral deNavarra, Aragón, Galicia, Castilla y León, Principado de Asturias, La Rioja, Andalucía, Región de Murcia y Comunidad Valenciana. En cuanto a las regiones con menor privatización, son Cantabria, Extremadura y, la que menos, Castilla-La Mancha.

“Como suele ser habitual en los estudios sobre los sistemas sanitarios de las regiones se objetiva una gran desigualdad entre las mismas, la ratio entre la puntuación máxima y mínima es de 2,55, mayor que la 2017 (2,3), lo que evidencia que en la privatización de los servicios sanitarios, hay diferencias excesivas que evidencian una falta de cohesión del Sistema Nacional de Salud (SNS)”, reflexiona la organización de defensa de la Sanidad Pública.

“En cuanto a los principales cambios respecto a años anteriores destacar que la Comunidad Valenciana desciende tres puntos y seis puestos respecto al año anterior y Galicia dos (tres puestos) aunque es previsible que la nueva Ley aprobada recientemente en esta comunidad autónoma empeore notablemente la situación. Los demás cambios son de un punto por encima o por debajo de los obtenidos en 2016, lo que es poco significativo”, reflexiona la Federación.