Política y Sociedad la esperanza de vida disminuyó en 1,24 años en 2020

El número de defunciones se incrementó un 17,7% en un año por el impacto de la Covid-19

— madrid 17 Jun, 2021 - 2:24 pm

El Instituto Nacional de Estadística (INE) ha publicado los datos provisionales de su informe sobre el Movimiento Natural de la Población (MNP) e Indicadores Demográficos Básicos (IDB) correspondiente al año 2020, según los cuales, durante 2020, fallecieron en España 492.930 personas, un 17,7 por ciento más que en 2019, unas cifras “muy afectadas por la pandemia de la Covid-19”, según esta institución.

El aumento de la mortalidad provocó que la esperanza de vida al nacimiento disminuyera en 1,24 años en 2020, ya que se situó en 82,34 años, indica este Instituto. Por sexo, el descenso fue mayor en los hombres (la esperanza de vida al nacimiento bajó 1,26 años, hasta los 79,6), que en las mujeres (con una reducción de 1,15 años, hasta los 85,07).

Por meses, el INE destaca los aumentos de defunciones en marzo y abril, del 56,8 y 78,2 por ciento, respectivamente, respecto a los mismos meses del año anterior. En octubre y noviembre, el número de defunciones se incrementó un 21 y un 21,6 por ciento, respectivamente.

Según sexo, el mayor incremento de fallecimientos con respecto a 2019 en términos relativos se observa en el grupo de 75 a 79 años, tanto en hombres (con un aumento del 25%) como en mujeres (+22,4%). El número de defunciones creció  en todas las comunidades autónomas y los mayores ascensos se dieron en la Comunidad de Madrid (41,2%), Castilla-La Mancha (32,3%), Castilla y León (26%) y Cataluña (23,5%).

Mortalidad infantil

Además, la tasa de mortalidad infantil aumentó una centésima en el año 2020 y se situó en 2,66 defunciones por cada 1.000 nacidos vivos. Por otro lado, en 2020 se registraron 339.206 nacimientos en España, según datos provisionales, lo que supuso un descenso del 5,9 por ciento respecto al año anterior.

El número medio de hijos por mujer se situó en 1,18 y el de nacimientos disminuyó en 2020 en todas las comunidades y ciudades autónomas. Así, la ciudad autónoma de Melilla (-24%), Principado de Asturias (-7,4%) y Canarias (-7%) registraron los mayores descensos.

Como resultado del aumento en el número de defunciones y de la disminución en el número de nacimientos, el crecimiento vegetativo de la población residente en España (es decir, la diferencia entre nacimientos de madre residente en España y defunciones de residentes en el país), fue negativo en 153.167 personas en el año 2020, según los datos del INE.