Los fisioterapeutas de Madrid defienden el uso de terapias con plausibilidad biológica

Ante la práctica de pseudoterapias

Guardar

AURORA ARAUJO_mod
AURORA ARAUJO_mod
El Colegio Profesional de Fisioterapeutas de la Comunidad de Madrid (CPFCM) ha manifestado su defensa en el uso de una terapia al tener que "estar vinculado a la mayor evidencia disponible y estar basado en principios de plausibilidad biológica” y recuerda que “realizar una intervención con un objetivo diferente al que marca el conocimiento científico convertiría la misma en una pseudoterapia”.

Aurora Araujo

Así, esta institución explica que es importante entender lo que se define como pseudoterapia, y en tal sentido se articuló el escrito que presentó ante el Ministerio de Sanidad con motivo de la consulta pública sobre el proyecto de Real Decreto para proteger la salud de las personas frente a las pseudoterapias.

El CPFCM señala que si bien el borrador del proyecto define como pseudoterapia “aquella sustancia, producto, actividad o servicio con pretendida finalidad sanitaria que no tenga soporte en el conocimiento científico ni evidencia científica que avale su eficacia y su seguridad”, ahora junto con muchos otros organismos, incide en que "el uso de una terapia tiene que estar vinculado a la evidencia científica".
Proteger a la población
Para proteger a la población, esta corporación remarca que "las actividades sanitarias tienen que estar en manos de los profesionales sanitarios, por lo que cualquier terapia, incluso aquellas avaladas por la evidencia, puesta en manos de un profesional no sanitario, pierde completamente su aval científico".

Por este motivo, y en línea con sus objetivos, los fisioterapeutas de Madrid indican que seguirán "siempre defendiendo la importancia de la lucha contra el intrusismo como herramienta fundamental para defender la Salud Pública". A su vez, animan al Ministerio de Sanidad a crear comisiones o grupos de trabajo que cuenten con la colaboración de colegios, sociedades científicas y asociaciones de profesionales sanitarios.