Política y Sociedad Según informa Farmaindustria en el XX Encuentro de la Industria Farmacéutica

La industria farmacéutica, clave contra la pandemia y para la reactivación económica y social

— Madrid 3 Sep, 2020 - 12:03 pm

En la apertura del XX Encuentro de la Industria Farmacéutica, que organizan la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP) de la localidad cántabra de Santander y Farmaindustria, en colaboración con la Universidad Carlos III (UCIII) de Madrid, el presidente de la citada patronal, Martín Selles, ha puesto de manifiesto que “la industria farmacéutica está llamada a jugar un papel crucial en la lucha contra la pandemia por coronavirus -como ya lo está haciendo con la garantía de suministro de medicamentos o el liderazgo en el esfuerzo global de investigación de tratamientos y vacunas eficaces- y en la reactivación económica y social que necesita España”.

Respecto al papel de las compañías farmacéuticas, el máximo representante de Farmaindustria puso de manifiesto el hecho de que “han sido, y son, las encargadas de garantizar que los pacientes españoles tengan disponibles cada día sus tratamientos”.

Para ello, Martín Sellés añadió que “se ha trabajado en colaboración estrecha con la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (AEMPS), distribuidores y farmacias; se han mantenido a pleno rendimiento las 82 plantas de producción de medicamentos en España, incluso duplicando y triplicando turnos y haciendo adaptaciones en las plantas para producir medicamentos específicos para la lucha frente a la Covid, como algunos de los más necesarios en la Unidades de Cuidados Intensivos (UCI), y se ha asegurado el suministro de fármacos y principios activos procedentes del exterior. Les puedo asegurar que, en un entorno de guerra, esto no ha sido fácil, pero lo hemos conseguido”.

Junto a ello, el presidente de esta patronal explicó que “la industria farmacéutica lidera, también en colaboración con la iniciativa pública, la movilización global sin precedentes para desarrollar tratamientos y vacunas eficaces. De nuevo en este ámbito, el papel de España está siendo muy relevante: es el primer país de Europa y el cuarto del mundo en número de ensayos clínicos de medicamentos y ya participa también en la investigación de una vacuna“.

Colaboración para impulsar a España

En este sentido, Sellés resaltó que “es una muy buena noticia, y no sucede porque sí, no es por casualidad; es el resultado de años de trabajo colaborativo entre Administración sanitaria, hospitales, investigadores, pacientes y compañías farmacéuticas, que han hecho de España una referencia internacional en investigación clínica”.

El presidente de dicha organización subrayó especialmente “la fuerza de la movilización internacional de recursos humanos y económicos, basada también en una estrecha colaboración público-privada y esencial para el gran desafío que se aborda: hacer en un año lo que normalmente hacemos en 10 ó 12 años”. Ya hay más de 600 potenciales medicamentos en investigación y 235 vacunas. Incidió, además, en “el liderazgo necesario de las compañías farmacéuticas, que tienen el conocimiento, la experiencia y la capacidad de producción”.

“Es una prioridad absoluta para nosotros, porque somos conscientes de que cuando tengamos tratamientos y vacunas desaparecerán la incertidumbre y el miedo y volverá la confianza, y eso es crítico para solucionar la crisis sanitaria pero también para la adecuada recuperación económica”, insistió Sellés.

Sobre esta base sustenta el presidente de Farmaindustria la capacidad y compromiso de las compañías innovadoras para ayudar en la reactivación económica del país. Así, entiende que “España necesita, a corto, medio y largo plazo, apoyarse en sectores estratégicos y con capacidad tractora para superar la crisis, y la industria farmacéutica es uno de ellos, vinculado a la innovación, la producción y exportación de alta tecnología y el empleo de calidad”.

Repercusión en el empleo

Con respecto al empleo, Sellés recordó en su intervención que “el sector es uno de los más avanzados en calidad, ya que el 95 por ciento de nuestros empleos directos son indefinidos y dos de cada tres son titulados universitarios. En las condiciones adecuadas, podemos crecer y proporcionar a nuestro país empleos cualificados, con proyección y vinculados a la innovación”.

Representantes institucionales, como la ministra de Industria, Reyes Maroto; la directora general de la Cartera Básica de Servicios del Sistema Nacional de Salud (SNS) y Farmacia del Ministerio de Sanidad, Patricia Lacruz; y la directora de la AEMPS, María Jesús Lamas; además de investigadores, clínicos, parlamentarios, representantes de la industria farmacéutica y otros especialistas, participarán hasta este viernes, 4 de septiembre, en el citado curso.

1 Comentario

  1. Isidoro Jiménez Rodríguez says:

    Otro punto de vista.
    Siempre se ha dicho que después de los negocios armamentísticos y del tráfico de drogas, la industria farmacéutica era la tercera actividad crematística más importante. Veo que el mundo de la farmacia, a juzgar por la noticia anterior, no aspira a salir de este temible ranking, por mucho que se intente disfrazar y engañar a la sociedad.
    Pero lo triste es que a estos festines, que no congresos ni reuniones mínimamente serias, se apunten también personas que ostentan cargos públicos y/o administrativos. Esto es lo importante, bajo mi punto de vista, pues demuestra el enraizamiento y poder de estas empresas que más que buscar un servicio a la sociedad, en no pocos casos, por no decir, en todos, buscan una rentabilidad económica.
    No es que “la industria farmacéutica está llamada a jugar un papel crucial en la lucha contra la pandemia por coronavirus”, sino más bien, que la pandemia está siendo utilizada desde este sector del medicamento como otro campo de rentabilidad económica.
    Y “¡que Dios nos pille confesados!” si en la “reactivación económica y social que necesita España”, participa este sector, mercantil y comercial donde los haya.