2020 12 03 José Luis Martín Ventura, investigador del IIS-FJD
2020 12 03 José Luis Martín Ventura, investigador del IIS-FJD

La Fundación Jiménez Díaz halla una nueva diana diagnóstica en patología cardiovascular

En una investigación impulsada por el Centro Nacional de Investigaciones Cardiovasculares

Guardar

Una investigación del Centro Nacional de Investigaciones Cardiovasculares (CNIC), con la participación del Instituto de Investigación Sanitaria de la Fundación Jiménez Díaz (IIS-FJD) de Madrid, gestionado por el grupo sanitario Quirónsalud, ha identificado una proteína que puede convertirse en una futura diana tanto para el diagnóstico como para el tratamiento de la enfermedad cardiovascular (ECV).

Esta investigación se publicó recientemente en la revista especializada Nature. La enfermedad cardiovascular es la principal causa de mortalidad en el mundo. La mayoría de los decesos por esta causa se debe a infarto de miocardio y/o accidente cerebrovascular.



El primer motivo subyacente a la trombosis y los eventos cardiovasculares es la aterosclerosis, una enfermedad inflamatoria crónica que produce placas de ateroma o acúmulos de grasa en el interior de los vasos sanguíneos, y que se manifiesta clínicamente en forma de coágulo en el interior de un vaso sanguíneo o trombosis, uno de los causantes de un infarto agudo de miocardio.

Debido a que la aterosclerosis puede permanecer asintomática durante largos periodos de tiempo, existe una apremiante necesidad de desarrollar nuevas herramientas diagnósticas y terapéuticas. "Sabemos que la aterosclerosis tiene un componente inmunológico y que, tanto la inmunidad innata como adaptativa, están implicadas en su inicio y progresión", señala la coordinadora de este estudio, la doctora Almudena Ramiro, que es miembro del CNIC. Sin embargo, se desconoce en gran medida la respuesta específica de las células B del sistema inmune y el repertorio de anticuerpos asociado a la aterosclerosis.
Procesos de la aterosclerosis
Ahora, este trabajo, en el que participó el doctor Jose Luis Martin-Ventura, que es investigador del IIS-FJD, identifica una proteína mitocondrial, ALDH4A1, como un nuevo autoantígeno implicado en los procesos de la aterosclerosis. Los autoantígenos son moléculas del propio organismo que, por diferentes mecanismos, son reconocidas como extrañas e inducen la aparición de una respuesta inmunitaria.

"Esta proteína mitocondrial es registrada por los anticuerpos protectores que se producen durante el desarrollo de la aterosclerosis, lo que la convierte en una posible diana terapéutica, además de una herramienta diagnóstica potencial para esta enfermedad", destaca Almudena Ramiro.