EQ-h65KWAAAFIOg
EQ-h65KWAAAFIOg

El Hospital Puerta de Hierro efectúa un trasplante de corazón procedente de donante en asistolia

Por primera vez en España

Guardar

Profesionales del madrileño Hospital Universitario Puerta de Hierro en Majadahonda  han realizado recientemente el primer caso en España de trasplante de corazón procedente de un paciente fallecido por parada cardiorrespiratoria.

Hasta la fecha, todas las donaciones de corazón realizadas en el país, procedían de pacientes en muerte encefálica. Este hito fue presentado este lunes, 17 de febrero, por los profesionales implicados, que estuvieron acompañados por el consejero de Sanidad del Gobierno de la Comunidad de Madrid, Enrique Ruiz Escudero, y la directora general de la Organización Nacional de Trasplantes (ONT), Beatriz Domínguez-Gil.

La donación de órganos procedente de personas que mueren tras una parada cardiorrespiratoria, también denominada donación en asistolia controlada, fue la principal forma de expansión de la actividad de donación y trasplante en los últimos años en España, llegando a suponer hasta un tercio de las donaciones totales realizadas en el país en 2019, según datos de la ONT.

Sin embargo, hasta ahora, se consideraba que el corazón de una persona fallecida en estas circunstancias no era apto para la donación. Con este primer caso, el Hospital Universitario Puerta de Hierro incorpora una nueva fuente de donación con la que hacer frente a la creciente demanda de corazones para trasplante y reducir, con ello, la lista de espera.
Con una máquina de circulación extracorpórea
En este caso, se pudieron obtener y trasplantar con éxito, además, el hígado, los riñones y tejidos a otros pacientes sin que la donación cardíaca supusiera ninguna interferencia en el éxito de la donación y el trasplante del resto de los órganos.

En el procedimiento utilizado en el Hospital Universitario Puerta de Hierro, el corazón del paciente fallecido fue recuperado antes de su extracción, gracias a una máquina de circulación extracorpórea (ECMO) que mantuvo el órgano oxigenado y en funcionamiento. Una vez confirmada la buena función, el corazón fue extraído e implantado en el receptor.