El Complejo Hospitalario de Navarra registra un aumento del 44% en hospitalización a domicilio

Un total de 903 pacientes la utilizaron en 2015

Guardar

navarra_domicilio
navarra_domicilio
La Consejería de Sanidad del Gobierno de la Comunidad Foral de Navarra ha informado recientemente de que un total de 903 pacientes utilizaron en el año 2015 la hospitalización a domicilio del Complejo Hospitalario de Navarra (CHN), lo que se traduce en un 44 por ciento más que en 2014.

Según expone la cartera sanitaria del Ejecutivo de esta comunidad autónoma, esta alternativa a la permanencia en el hospital "es un modelo asistencial capaz de dispensar cuidados médicos y de Enfermería propios de un centro hospitalario a los pacientes en su domicilio, en el momento en el que ya no precisan de infraestructura hospitalaria pero todavía necesitan vigilancia médica activa y asistencia compleja".

"Se dirige principalmente a personas ingresadas por procesos agudos o convalecencias postquirúrgicas, y no tanto a pacientes crónicos o con estancias prolongadas", continúa la Administración sanitaria navarra, que concluye afirmando que el paciente que opta por este tipo de hospitalización "debe cumplir una serie de requisitos para que la atención sea lo más adecuada posible, cuyo rasgo fundamental es que tanto paciente como sus cuidadores estén de acuerdo".

La unidad de hospitalización a domicilio (HAD) del CHN fue creada en el año 2008 y está formada por tres especialistas en Medicina Interna, seis enfermeras y una administrativa. El área de cobertura actual es Pamplona y las localidades situadas en un radio de 10 kilómetros, con una población aproximada de 300.000 personas. Desde su creación, el número de ingresos aumentó de forma progresiva hasta 2011, con aproximadamente un millar de pacientes en ese periodo. En los años siguientes, 2012, 2013 y 2014 la cifra se mantuvo en torno a los 600-650 pacientes anuales, con lo que son ya cerca de 4.000 las personas que se han acogido a esta modalidad asistencial, según informan desde el centro hospitalario.

La HAD "comporta numerosas ventajas", destaca la Administración navarra, "ya que la convalecencia se realiza en un entorno conocido y más cómodo (hogar), en compañía de los familiares, que se ven liberados de la carga de desplazamientos y noches de cuidados en el hospital, evita las infecciones adquiridas en el centro hospitalario, los pacientes se desorientan menos, y la recuperación funcional es más rápida". Asimismo, "esta forma de hospitalización permite el ahorro de recursos sanitarios y mejora la coordinación entre los facultativos especialistas y los médicos de Atención Primaria", concluye el Gobierno de esta comunidad autónoma.