Hospitales Con la participación de la Unidad de Cardiología y de Cirugía Cardiovascular

El Hospital Reina Sofía implanta las primeras válvulas tricúspide de Andalucía por vía percutánea

— Córdoba 24 Jul, 2020 - 4:26 pm

La Consejería de Sanidad de la Junta de Andalucía ha informado de que el Hospital Universitario Reina Sofía de Córdoba ha implantado las dos primeras válvulas tricúspide en esta comunidad autónoma por vía percutánea, en concreto a dos pacientes que “se recuperan satisfactoriamente”.

Estas intervenciones se llevaron a finales de junio y fueron posibles gracias a la participación de la Unidad de Cardiología y de Cirugía Cardiovascular de este centro en un estudio europeo que persigue evaluar la eficacia de la colocación de esta prótesis cardiaca por cateterismo en pacientes con insuficiencia tricúspide grave que no se pueden someter a una intervención quirúrgica (que es el tratamiento convencional).

Este proyecto continúa abierto en estos momentos y en las próximas semanas está prevista la inclusión de más pacientes del Hospital Universitario Reina Sofía, tras el estudio minucioso de los posibles candidatos. En este proyecto participan nueve centros españoles y uno austriaco y se implantarán válvulas tricúspide por procedimientos hemodinámicos a 35 pacientes en total. Los hospitales son el Clínico de Málaga; el pontevedrés Álvaro Cunqueiro de Vigo; el Ramón y Cajal, La Paz y Clínico San Carlos de Madrid; el de Salamanca; el Clínico de Valladolid; y Trías i Pujol y Bellvitge (Barcelona).

Ofrecer una alternativa

El jefe de la Unidad de Cardiología del Hospital Universitario Reina Sofía, el doctor Manuel Pan, señala que “hemos podido incorporar una tecnología, a la que ya estamos acostumbrados, pues, en nuestro Servicio, ya implantamos por vía percutánea, desde hace años, válvulas aórticas, pulmonares y también la mitral y hay mucha similitud entre las técnicas. Participar en este proyecto. nos permite ofrecer una alternativa que cobra especial relevancia en pacientes complejos en los que la cirugía está contraindicada”.

La válvula tricúspide es una de las cuatro que regulan el flujo sanguíneo a través del corazón. Estas mantienen la sangre fluyendo en la dirección adecuada a través del músculo cardíaco. La tricúspide separa las dos cavidades superiores del corazón (aurículas) de las inferiores (ventrículos). Con cada latido del corazón, las aurículas se llenan con sangre del cuerpo y de los pulmones, y los ventrículos se contraen para bombear la sangre a los pulmones y al resto del cuerpo.