Tecnología e Investigación Por investigadores del Instituto de Neurociencias UMH-CSIC

Hallada huella epigenética en el cerebro sobre experiencias y enfermedades

— Alicante 9 Sep, 2019 - 5:16 pm

Un estudio internacional, liderado por investigadores del Instituto de Neurociencias de la Universidad Miguel Hernández (UMH)-CSIC de Alicante, ha presentado un análisis multiómico de los cambios en la organización del material genético de las neuronas desencadenados por la activación neuronal tanto en un contexto patológico (epilepsia) como fisiológico (aprendizaje y formación de recuerdos).

Ángel Barco

Este grupo de científicos, junto a la participación de investigadores de la estadounidense Universidad de Emory, describió, por primera vez, los cambios que tienen lugar en el material genético de las neuronas excitadoras del hipocampo de ratones adultos cuando se activan.

«Queríamos saber cómo la activación de una neurona cambia su propia respuesta futura, lo que constituye una forma de memoria celular esencial para la formación de recuerdos», explica el doctor Ángel Barco, quien es investigador del Instituto de Neurociencias UMH-CSIC.

Los científicos querían conocer, en concreto, qué ocurre en una neurona que se activa cuando se está en un contexto novedoso. «Esto es importante para la formación de la memoria, pero es muy difícil de abordar experimentalmente. Cuando centramos la atención en algo concreto, se activa un grupo muy pequeño de neuronas distribuidas de forma difusa en el cerebro y es difícil seleccionarlas y ver qué pasa en su interior”, añade Ángel Barco.

Activación masiva de neuronas

Para simplificar el proceso, los investigadores indican que tomaron «un atajo» y provocaron «una activación masiva de las neuronas del ratón, como ocurre en un proceso epiléptico», y miraron «los cambios que tienen lugar en la cromatina». La cromatina es la forma altamente compactada en la que los casi dos metros de material genético (el ADN) se almacena en los diminutos núcleos de las células gracias a la acción de unas proteínas especiales llamadas histonas.

«La ventaja con el modelo de epilepsia es que tenemos mucho material de partida. Es fácil tener 10 millones de células. Si queremos ir al modelo más complicado de memoria, solo nos van a funcionar las técnicas escalables con poco material de partida, porque en este caso, se trata de redes de neuronas formadas por unas 2.000 células», aclara Barco.

Deja un comentario