El mirador efecto terapéutico de la voz de la madre

¡Háblame, que el susurro de tu voz me sirve!

El autor trae a colación las conclusiones de diversos estudios que ponen de manifiesto el efecto positivo de la audición de la voz de la madre por pacientes menores intervenidos en otorrinolaringología y en oftalmología, así como en pacientes de diversa edad en coma tras traumatismo y hemorragia cerebral.

El lenguaje

El lenguaje permite la comunicación y la reflexión, y por ello nos ayuda a ser  humanos. El lenguaje (verbal y no verbal) nos puede traer calma y dolor, puede consolar y puede herir.

¿Hay mayor consuelo que el que produce la nana cantada o susurrada al bebé desconsolado? ¿Mayor alivio que la sonrisa amable y una actitud de acogida en la atención a un paciente sin papeles?

¿Hay mayor herida que la que produce la mirada reprobatoria de quien desearíamos aprobación? ¿Mayor daño que el cuchicheo audible que nos tilda de “idiota sin remedio”?

 “OO (first name of child), wake up. Let’s go home with mommy. OO, wake up. Open your eyes. Take a deep breath»

La voz de la madre tiene extraordinario impacto en su hijo, en su desarrollo emocional y neurológico

“XX (el nombre del niño), despierta. Vamos a casa con mami. XX, despierta. Abre los ojos. Respira hondo”.

Estas palabras se grabaron en un ambiente tranquilo y con voz serena antes de la intervención quirúrgica, recitadas por la madre o por una extraña que no conocía al niño, y se reprodujeron hasta la extubación varias veces al oído mediante una grabadora y unos auriculares, como una salmodia, como un mantra repetido.

La idea del estudio era que la voz de la madre podría tener efecto terapéutico emocional y ayudar al niño a recuperarse de la anestesia y evitar el delirio post-anestesia, con su confusión, agitación, desasosiego, intranquilidad y alucinaciones.  Diversos estudios demuestran que es más frecuente tras la cirugía de otorrinolaringología y en menores de edad.

La voz de la madre

La voz de la madre tiene extraordinario impacto en su hijo, en  su desarrollo emocional y neurológico. No es tanto lo que se dice sino el simple hablar, el contacto continuado que asegura con la voz la prestación de cuidados y la normalidad de la atención.

Se dice, y se dice bien, “lengua materna” para designar la primera lengua o idioma que aprende una persona en el entorno familiar y que normalmente se convierte en su instrumento natural de pensamiento y comunicación. Con frecuencia es la lengua de la madre, que se transmite al hijo con todo su contenido, en positivo y en negativo.

La voz de la madre disminuyó la frecuencia e intensidad del delirio post-anestesia

El estudio se hizo en 66 niños de 2 a 8 años en que se empleó anestesia general para intervenciones de oftalmología o de otorrinolaringología.  que se distribuyeron al azar en dos grupos. A los 33 niños del grupo “materno” se les repitió las frases grabadas por la madre, y al grupo de “comparación” las mismas frases grabadas por una extraña que no conocía al niño.

Al llegar a la unidad de post-anestesia se midió el grado de delirio, que fue menor en el grupo “materno”, y la presentación de casos de delirio, que fue mucho menor en el grupo “materno” (60,6% contra 24,2%).

¿Tiene también eficacia la voz de familiares queridos, sin más?

Para responder a esta pregunta se diseñó un estudio en pacientes en coma tras traumatismo y hemorragia cerebral, con la idea de que es conveniente su estimulación sensorial. Los autores se percataron de la excesiva concentración profesional en la unidad de cuidados intensivos con las cuestiones vitales y del olvido de la estimulación sensorial, siendo la auditiva la más sencilla y la última que se pierde.

El estudio se hizo en 40 pacientes de 15 a 75 años (casi todos varones entre 25 y 44 años) en coma por traumatismo craneoencefálico, con hematoma subdural. El total se dividió al azar en dos grupos. Para el grupo “familiar” se hizo el registro del relato sereno de un familiar querido con su propia presentación, lo que había sucedido al paciente, mencionando su nombre al menos tres veces, y el relato de recuerdos amables. La grabación se le repitió dos veces al día al paciente, mediante auriculares, durante diez días. En el grupo control no se hizo nada, y se pudo comprobar que la audiciones del grupo “familiar” se acompañaron de mejoras en el grado de inconsciencia.

Síntesis

El lenguaje transmite conocimientos, ideas, pensamientos y sentimientos. El lenguaje, verbal y no verbal, es fundamental para la comunicación y contribuye a que seamos humanos.

El lenguaje, además, es sanador. Pero no sólo por el poderoso efecto terapéutico de las palabras, sino por el propio sonido de las mismas. Escuchar las voces serenas de familiares queridos, especialmente de la madre, es recibir un mensaje tranquilizador que tiene impacto incluso en situaciones de inconsciencia, sea por anestesia o por coma.

Bibliografía

Byun S et al. Mother’s recorded voice on emergence can decrease postoperative emergence delirium from general anaesthesia in paediatric patients: a prospective randomised controlled trial. https://bjanaesthesia.org/article/S0007-0912(18)30224-1/fulltext

Martínez Villamea S. Estilos de afrontamiento de los familiares de pacientes ingresados en una unidad de cuidados intensivos: una revisión sistemática. https://buleria.unileon.es/handle/10612/7116

Song S et al. Effect of a mother’s recorded voice on emergence from general anesthesia in pediatric patients: Study protocol for a randomized controlled trial. https://www.researchgate.net/publication/319856421_Effect_of_a_mother’s_recorded_voice_on_emergence_from_general_anesthesia_in_pediatric_patients_Study_protocol_for_a_randomized_controlled_trial

Tavangar H et al. Effect of family members’ voice on level of consciousness of comatose patients admitted to the intensive care unit: A single-blind randomized controlled trial. https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC4513326/

Juan Gérvas

Médico general jubilado, Equipo CESCA (Madrid, España). jjgervas@gmail.com; mpf1945@gmail.com; www.equipocesca.org; @JuanGrvas

1 Comentario

Deja un comentario