Industria farmacéutica

Grifols acuerda la compra de parte de la unidad de diagnóstico de Novartis por 1.675 millones de dólares

Grifols, compañía de producción de medicamentos biológicos derivados del plasma, ha suscrito un acuerdo definitivo para adquirir la unidad de diagnóstico transfusional de Novartis, por un importe total de 1.675 millones de dólares (1.240 millones de euros).

Grifols ampliará su cartera con los productos de diagnóstico para medicina transfusional e inmunología de Novartis, incluyendo su tecnología NAT (Análisis de Amplificación del Acido Nucleico), una de las más innovadoras del mercado, instrumentación y equipos analizadores para la realización de pruebas, software específico y reactivos. La adquisición de activos incluye patentes, marcas, licencias y derechos comerciales (royalties), así como la planta de producción de Emeryville (California, Estados Unidos) y oficinas comerciales en Estados Unidos, Suiza y Hong Kong (para el área Asia-Pacífico), entre otros.

 

Con esta operación, Grifols potencia la dimensión de su División Diagnostic principalmente en Estados Unidos, donde contará con una red comercial muy sólida y especializada. Además, diversificará su negocio impulsando un área complementaria para su División Bioscience (proteínas plasmáticas), ya que la actividad de diagnóstico que se adquiere a Novartis, centrada en garantizar la seguridad de las donaciones de sangre para transfusiones o para su utilización en la producción de derivados plasmáticos, complementa y amplía la de Grifols.

 

Grifols acordó la adquisición del negocio de diagnóstico de Novartis relacionado con medicina transfusional e inmunología por un importe total 1.675 millones de dólares (1.240 millones de euros). La operación se articulará a través de la división de diagnóstico con una filial de nueva creación cien por cien de Grifols.

 

Grifols estima que los ingresos anuales pro-forma de la División Diagnostic se situarán en unos 1.000 millones de dólares (740 millones de euros) tras el cierre de la operación (incluyendo royalties).

 

Así, la División Diagnostic de Grifols representaría más del 20% de los ingresos totales de grupo, frente al 4% que supone en la actualidad, y la compañía aceleraría la implementación de una nueva estrategia de crecimiento basada en el impulso de áreas de negocio complementarias. Además, Grifols incorporará a los profesionales de esta área a su plantilla, que incrementará aproximadamente en 550 personas.