Política y Sociedad Anuncio del Ministerio de Sanidad

El Gobierno dobla el presupuesto para evaluar tecnologías y servicios sanitarios, con más de seis millones

— Madrid 10 Sep, 2021 - 1:57 pm

El Ministerio de Sanidad ha anunciado que el Gobierno incrementó en un 48,2 por ciento el presupuesto destinado a la Red Española de Agencias de Evaluación de Tecnologías y Prestaciones Sanitarias del Sistema Nacional de Salud (RedETS), para el desarrollo del plan anual de trabajo de 2021, con más de seis millones de euros.

Esta apuesta por seguir fortaleciendo la evaluación de las políticas sanitarias y la toma de decisiones basada en la mejor evidencia científica disponible se tradujo en la inyección de dos millones euros más respecto al pasado año en la dotación económica destinada a las ocho Agencias que conforman la RedETS.

Así, “el presupuesto de 2021 para la evaluación de tecnologías sanitarias en el Sistema Nacional de Salud (SNS) asciende a 6.149.510 euros, cuya distribución entre las agencias de evaluación, es proporcional a la carga de trabajo asignada a cada Agencia o Unidad de Evaluación según su experiencia y recursos y el porcentaje ponderado atribuido a cada actividad”, según señala el Ministerio de Sanidad.

Nuevas líneas de evaluación

Gracias a este incremento presupuestario, en el Plan de trabajo de la RedETS 2021 se incluyeron tres nuevas líneas de evaluación: medidas no farmacológicas en el contexto de la pandemia de la Covid-19, servicios digitales en salud y Medicina Personalizada de Precisión. Estas se suman a las actuales, como son los informes de evaluación de tecnologías y prestaciones sanitarias, las guías de práctica clínica del SNS, el plan de detección temprana de tecnologías nuevas y emergentes, los desarrollos metodológicos, los informes del Plan para la protección de la salud frente a las pseudoterapias y la participación en redes internacionales.

En total, lo conforman 44 informes de evaluación de tecnologías y prestaciones sanitarias, cuatro guías de práctica clínica, cinco estudios de monitorización, los informes derivados del plan de detección de tecnologías nuevas y emergentes, los de evaluación en el marco del Plan de protección de la salud frente a las pseudoterapias, la línea de desarrollos metodológicos y la línea de participación internacional, así como actividades científicas, de difusión y formación.