Política y Sociedad Según datos del último informe de la FADSP

El gasto en Atención Especializada en España aumentó un 12,8% por habitante, de 2010 a 2018

El presidente de la Asociación para la Defensa de la Sanidad Pública de Madrid (ADSPM), que se integra en la Federación de Asociaciones en Defensa de la Sanidad Pública (FADSP), el doctor Marciano Sánchez Bayle, ha presentado el ‘Informe 2021 sobre la atención sanitaria especializada en las comunidades autónomas‘, donde destaca que el gasto por habitante en España aumentó un 12,88 por ciento en Atención Especializada entre 2010 y 2018, una cifra que presenta una oscilación por regiones que va desde el 1,23 por ciento en Castilla-La Mancha al máximo de Castilla y León, con un 23,29 por ciento.

Además, el portavoz de esta organización reseñó que el gasto en Atención Especializada sobre el sanitario creció en total un 9,54 por ciento, con unas variaciones que van desde el 56,6 por ciento en Extremadura al 68,6 por ciento en la Comunidad de Madrid, dejando unos mínimos del 0,29 por ciento en la Comunidad Valenciana y unos máximos del 16,78 por ciento en Aragón.

En relación con el gasto destinado a conciertos, este informe de la FADSP muestra un incremento del 5,33 por ciento, un dato que se presenta en el rango que va del decrecimiento del 30,63 registrado en la Comunidad Valenciana al aumento del 103,23 por ciento alcanzado en Islas Baleares. A su vez, refleja una subida del 3,42 por ciento de las altas financiadas públicamente.

Sobre el capítulo de recursos de la Atención Especializada en España del 2010 al 2018, Marciano Sánchez Bayle mostró su preocupación ante la disminución del número de camas por 1.000 habitantes, ya que en este periodo bajó de 3,96 a 3,69. A su vez, puso de manifiesto la disminución de las camas funcionales en los hospitales del país. Según los datos de este informe, las camas instaladas que no están en funcionamiento pasaron de 8,06 a 15,19.

Gasto farmacéutico

Para el presidente de la ADSPM, “debería incrementarse de manera importante el número de camas hospitalarias con el objetivo de conseguir entre 4,5 y 5 camas por 1.000 habitantes”, es decir, “serían necesarias entre 50.000 y 80.000 camas más en todo el país, y que en ninguna comunidad autónoma haya menos de 3,5 camas por 1.000 habitantes”. En este contexto, y respecto a la pandemia de la Covid-19, comentó que “ahora es más elevado, pero a golpe de improvisar”, ya que argumentó que, en España, “teníamos recursos muy al límite que nos han llevado a una situación catastrófica, registrando elevadas tasas de mortalidad”.

Respecto al episodio destinado al gasto farmacéutico, Sánchez Bayle detalló el aumentó del 43,34 por ciento, que va desde el 16,25 por ciento en La Rioja hasta el 66,29 por ciento en Baleares. En 2020, concretó que, “a excepción de noviembre y diciembre, aumentó un 4,7 por ciento”. El gasto per cápita en Farmacia Hospitalaria fue de 157,08 euros por persona y año, cifra que va desde los 129,8 euros en Andalucía a los 199,8 euros en Asturias.

Con esta información sobre la mesa, el portavoz de esta organización señaló, a modo de recomendación, que “el gasto en Atención Especializada no debería superar el 60 por ciento del gasto sanitario público, siempre y cuando se cumplan tres requisitos, como son el aumento de gasto sanitario público, reducción del gasto farmacéutico hospitalario y una disminución del gasto en privatizaciones”.

Pronóstico para 2021

Haciendo un pronóstico para 2021 en Atención Especializada, Sánchez Bayle sostuvo que “no es muy bueno” y señaló que “mientras haya responsables o irresponsables en las Administraciones Públicas que estén empeñados en lo que ellos llaman ‘salvar la economía‘, que es no respetar las medidas de seguridad y propiciar los contagios, las cosas van a pintar muy mal”.

En esta línea, este representante de la FADSP considera que se pueden tomar una serie de medidas “que no se pueden implementar de manera inmediata, porque es evidente que no se puede construir un hospital de hoy para mañana, aunque sea un hospital chapucero, como el Isabel Zendal, pero esta claro que los centros hospitalarios públicos tienen muchas camas que se cerraron recientemente y tan solo habría que ponerlas en funcionamiento a la mayor brevedad posible, para atender a la pandemia y a las personas que no tienen una enfermedad Covid”.