Hospitales Con el primer lote la vacuna Comirnaty, de Pfizer-BioNTech

La Fundación Jiménez Díaz inmuniza frente a Covid-19 a cerca de 1.700 sanitarios en tres días

— Madrid 12 Ene, 2021 - 11:54 am

El Hospital Universitario Fundación Jiménez Díaz de Madrid, gestionado por el grupo sanitario Quirónsalud, ha inmunizado frente a la Covid-19 a cerca de 1.700 de sus profesionales en los tres primeros días de campaña de vacunación, que se inició el pasado 9 de enero, tras recibir el primer lote la vacuna Comirnaty, de las compañías Pfizer-BioNTech, que fue aprobada por la Agencia Europea del Medicamento (EMA).

Para ello, este centro sanitario priorizó en la administración de la vacuna al personal de unidades y servicios críticos, como Urgencias, Unidad de Cuidados Intensivos (UCI), Unidad de Cuidados Intermedios Respiratorios (UCIR) y plantas de Hospitalización de pacientes Covid, y para continuar con el resto de resto de áreas asistenciales de profesionales que trabajaron el último fin de semana, del 9 al 10 de enero.

Adicionalmente, los otros tres hospitales públicos gestionados por Quirónsalud en la Comunidad de Madrid, los hospitales universitarios Rey Juan Carlos (Móstoles), Infanta Elena (Valdemoro) y General de Villalba (Collado Villalba), también iniciaron durante el fin de semana la campaña de inmunización frente al coronavirus a sus trabajadores, que, pese a la nevada, pudieron acudir a su jornada laboral en sus diferentes turnos.

El Hospital Universitario Rey Juan Carlos logró administrar unas 744 vacunas entre sus profesionales, mientras que los hospitales Universitario Infanta Elena y General de Villalba sumaron cerca de 350 y más de 270, respectivamente, en sus dos primeras jornadas de inmunización frente a la Covid-19. En total, los cuatro superan los 3.000 profesionales vacunados.

Atención sanitaria en el temporal de nieve

En relación con la atención sanitaria durante el temporal de nieve provocado por la borrasca Filomena, el director médico del Hospital Universitario Fundación Jiménez Díaz, el doctor Javier Arcos, señala que “la actividad básica del hospital estuvo cubierta a lo largo de todo el fin de semana gracias a la disponibilidad de su personal, que se volcó con la situación, cubriendo de forma coordinada los puestos de los trabajadores que no pudieron acudir al hospital debido al temporal”.

Los servicios asistenciales se mantuvieron por tanto operativos y se contó con el material y productos médicos necesarios para garantizar la normalidad en el funcionamiento de este centro, que, además, habilitó números de teléfonos para atender emergencias en especialidades como Pediatría, Obstetricia, Oncología y Cuidados Paliativos.

También, Javier Arcos añade que “desde la llegada a Madrid de Filomena, la Fundación Jiménez Díaz solicitó los mecanismos de emergencia para la retirada de nieve y adecuación de accesos, lo que, gracias a la inestimable ayuda de la Unidad Militar de Emergencias (UME) y la Agencia de Seguridad y Emergencias de Madrid (112), se consiguió en un alto porcentaje y en un tiempo razonable, al igual que el transporte y recepción de suministros médicos y materiales”.