Industria farmacéutica En un informe sobre trombosis

Fisabio aporta evidencia para la decisión favorable de la EMA sobre la vacuna Covid-19 de AstraZeneca

— Valencia 29 Mar, 2021 - 12:14 pm

El Área de Investigación en Vacunas (AIV) de la Fundación para el Fomento de la Investigación Sanitaria y Biomédica de la Comunidad Valenciana (Fisabio) ha participado en la elaboración de un informe que describe la tasa de incidencia de eventos tromboembólicos en población general de la región de 2017 a 2020, que facilitó la decisión de la Agencia Europea del Medicamento (EMA) respecto a respaldar la vacuna Covid-19 de la compañía farmacéutica AstraZeneca.

Tras conocerse la aparición de eventos tromboembólicos que coincidieron con la administración de esta vacuna, este organismo regulatorio pidió urgentemente al proyecto Access, del que el AIV de Fisabio forma parte, estudiar más detalladamente la incidencia de una serie de eventos tromboembólicos en un periodo pre-vacunación para así compararlos con el periodo post-vacunación y evaluar, de esta manera, la seguridad de este compuesto.

De todos los participantes de este proyecto, únicamente Fisabio y la Agencia Regional de Sanidad de Toscana (ARS) pudieron proveer a tiempo a la EMA de resultados que pudiesen “facilitar” la toma de la decisión respecto de la seguridad de la vacuna de AstraZeneca.

Aumento del riesgo global

Los datos recogidos muestran que no se detecta un aumento del riesgo global de trombosis en personas vacunadas respecto al número de casos reflejados en esos años. Ello permitió llegar a la conclusión de que “no se considera que la administración de esta vacuna se asocie con un aumento de riesgo global de acontecimientos tromboembólicos en las personas vacunadas, y que, en casos muy raros, se podría asociar con la formación de un tipo poco frecuente de trombosis con trombocitopenia”.

Con toda esta información, se considera que “el beneficio de la vacuna sigue superando el riesgo de posibles reacciones adversas”. Estos resultados fueron extraídos de las bases de datos sanitarias de la Comunidad Valenciana, una de las más completas a nivel europeo, puesto que recogen cualquier dato relacionado con la salud del 98 por ciento de los habitantes de esta región, más de cinco millones de personas.