Farmacia Tras el acuerdo con la Consejería de Sanidad de la Junta

Las farmacias andaluzas entregan 300.000 kits de mascarillas a mayores y dependientes

— Sevilla 24 Jul, 2020 - 2:04 pm

Las farmacias andaluzas llevan dispensados más de 300.000 kits de mascarillas entre mayores de 65 años y personas dependientes, y otros 150.000 kits se empezarán a distribuir este viernes, 24 de julio, dando así cumplimiento al acuerdo alcanzado, para ello, por la Consejería de Sanidad de la Junta y el Consejo Andaluz de Colegios Oficiales de Farmacéuticos (CACOF), fruto del cual la distribución farmacéutica cooperativa y la farmacia están colaborando en este reparto de forma “completamente gratuita y desinteresada”.

Se trata, por tanto, de una nueva colaboración solidaria de la distribución cooperativa y de la farmacia andaluza, que se suma a las ya realizadas durante el Estado de Alarma y que “han reforzado el papel de la Farmacia dentro del sistema sanitario, convirtiéndola en un verdadero dique de contención contra la vulnerabilidad, sin costes ni para los usuarios ni para el propio sistema sanitario”, remarca el citado Consejo.

Así, entre otras prestaciones asumidas durante la pandemia, los farmacéuticos renovaron tratamientos crónicos vencidos, dispensaron medicamentos hospitalarios y entregaron la medicación a domicilio en caso de necesidad: “todo ello de forma voluntaria, con el objetivo de poder aliviar el impacto de la crisis sanitaria sobre los colectivos más vulnerables, y de acuerdo con los cambios regulatorios realizados por la Consejería”, explica el CACOF.

Dicho Consejo agradece “a las casi 4.000 farmacias y a la cooperativa Bidafarma, que está efectuando el reparto de los kits a las farmacias, su colaboración desinteresada en el reparto de estas mascarillas para mayores y personas dependientes, un nuevo ejercicio de responsabilidad social de la corporación farmacéutica que demuestra su vocación asistencial y sanitaria, además del valor que para el sistema sanitario tiene un modelo de farmacia que garantiza la universalidad del servicio con independencia de la localización geográfica y de un sistema cooperativo de distribución, propiedad de los propios farmacéuticos, que lo hace posible”.